Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Real Madrid
Guerini, en su etapa en Real Madrid.

BOCA JUNIORS

Una fuerte decisión: la increíble historia del ex Boca que se fue del Real Madrid para jugar en Talleres

Un exfutbolista recordó los mejores momentos de su carrera.

Se destacó como futbolista en la década de los ’70 y alcanzó mucha trascendencia en Argentina. La rompió en Belgrano, donde fue nombrado mejor jugador del Interior, y así se ganó su arribo a Boca. Jugó un año en el Xeneize y luego pasó al fútbol español. Poco después tuvo la oportunidad de llegar al Real Madrid. Así nace la increíble historia: Carlos Alfredo Guerini contó que decidió irse del «Merengue» para jugar en Talleres.

¿Cómo fue la historia? «Recibí una oferta de Amadeo Nuccetelli, que era el presidente de Talleres de Córdoba luego de cuatro temporadas y yo le dije al que era entonces presidente del Real Madrid, Luis de Carlos: ‘Yo me voy'», contó Guerini. Y agregó: «Él me decía: ‘Acá todos quieren venir a jugar gratis y usted se quiere ir’. Yo era muy caprichoso. Me preguntaba si estaba loco: ‘¿Usted sabe dónde está parado?’. Pero me fui».

«Al final, al año salió una ley que complicaba a los que habían jugado en sus selecciones, así que me adelanté. Yo tuve mucha suerte y todo fue natural, pero a la suerte, hay que ayudarla y yo la ayudé», comentó «Chupete». Su paso por la «Casa Blanca» fue entre 1975 y 1979. Jugó en Talleres hasta 1980 y se retiró del fútbol profesional en 1985 pero con la camiseta de Belgrano, el que había sido su tercer club.

Su etapa en Boca

«Fui nombrado como mejor jugador del Interior cuando vestí la camiseta de Belgrano de Córdoba, e inmediatamente me dijeron que Alberto J. Armando, que era el presidente de Boca, me quería, pero yo no me quería ir de Córdoba, no quería saber nada», recordó Guerini. «Al final acepté por enero o febrero, y al poco tiempo me citó Sívori a la Selección», comentó sobre su llegada al conjunto azul y oro en 1973.

«Boca me cambió la vida. Cuando llegué, el wing izquierdo era Enzo Ferrero, el mejor de Sudamérica. Entonces pensé que no iba a jugar casi nunca, pero para mi sorpresa, el DT Rogelio Domínguez me puso como titular aunque duré poco y me transfirieron. Me fui al Málaga enseguida», dijo Carlos. Pasó el tiempo y su historia tomó mucha mayor trascendencia. En el Xeneize jugó 16 partidos oficiales, todos como titular, y marcó 8 goles.

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados