Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente

SOCIEDAD

Declaran los cardiólogos que intentaron reanimar a Débora Pérez Volpin

Se trata de la cuarta audiencia en el juicio por la muerte de la periodista. El pasado miércoles declaró la instrumentadora.

Continúa el juicio por la muerte de la periodista y legisladora Débora Pérez Volpin y, en este cuarto día, declararán los cardiólogos que le realizaron las maniobras de reanimación después de la descompensación durante la endoscopia. Se trata de Agustina Ramos y Diego Cabrera Argaña, quienes trabajaban en el Sanatorio La Trinidad de Palermo el pasado 6 de febrero del 2018. En la causa se encuentran imputados el endoscopista Diego Bailolenkier y la anestesista Nélida Inés Puente.

Durante la tercera audiencia del juicio fue el turno de declarar de la instrumentadora quirurgica Miriam Frías. La profesional de la salud fue quien salió en búsqueda de ayuda después de que el endoscopista alertara que algo no estaba saliendo bien. Si bien la defensa de la querella esperaba que su testimonio apuntara contra los médicos, la instrumentadora aseguró recordar muy poco de la intervención y que, hasta que le indicaron que busque a una cardióloga, el procedimiento se realizaba con absoluta normalidad.

«‘Llama urgente a la cardióloga’, me dijeron», relató Frías ante el juez Javier Anzóategui. En esa línea, agregó que todo se desarrollaba con normalidad hasta que le pidieron convocar a la médica, por lo que salió del quirófano 6 en donde se llevaba adelante la endoscopia. Cuando retornó se encontró con que el cuerpo de la periodista se encontraba sobre la camilla pero en otra posición y sin el tubo endotroquial colócalo, cuando sí lo había tenido al comenzar con la intervención.

Sin embargo, aseguró no haber notado nada fuera de lo estipulado antes de que se produzca la urgencia y señaló que, cuando se desató la crisis, entraron muchos profesionales al quirófano. «Era una emergencia, todos actuaban», aclaró. Asimismo, explicó que la anestesista intentó darle aire con la mascarilla a la periodista en dos o tres ocasiones, sin tener resultados. Al final lo logró y continuó así hasta que ingresó la cardióloga, quien comenzó con los masajes de reanimación.

Junto con Frías también declararon otras tres instrumentadoras quirúrgicas, Mónica Assanelelli Martínez, Andrea Villalba y Erica Grismado, quienes dieron mayores detalles del procedimiento que presenciaron. Assanelelli fue la profesional que entró al quirófano después del llamado de emergencia de los médicos. «Cuando llegué los médicos estaban sobre la paciente, que estaba muy hinchada. Desde que entré estaba así», comentó, coincidiendo con lo declarado por los peritos médicos de la defensa, quienes también remarcaron la hinchazón de la víctima.

Por su parte, Villalba señaló que cuando Frías fue «a llamar un cardiólogo, vino a la farmacia y se llevó un tubo endotraqueal». «Cuando llegamos al quirófano vi al endoscopista realizarle RCP a la paciente y a Puente intentar entubarla», continuó, contradiciendo la versión de Frías, quien aseguró «no recordar que el endoscopista participara de manera alguna en los intentos de reanimación de la periodista».

«La paciente estaba hinchada cuando entré, y se fue hinchando más con el tiempo, pasaron de 40 minutos a 1 hora desde que se empezó a reanimar a la paciente hasta que se declaró la muerte», estableció. Por último, Grismado aseguró haber visto sangre: «Había sangre, vi sangre en la boca de la paciente». Al igual que su compañera, declaró que las maniobras de reanimación las hicieron el endoscopista y la anestesista, hasta que llegó la cardióloga.

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados