Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Escuelas

SOCIEDAD

La Justicia habilitó un apoyo escolar permanente para la inclusión escolar de una adolescente

El programa personalizado sólo estaba dispuesto hasta el momento para niños de nivel primario.

Tras un pedido especial, la Justicia de Río Negro habilitó la posibilidad de acompañamiento de maestro o maestra de apoyo a la inclusión (MAI). Se trata de un caso particular para una adolescente que presenta diagnóstico que requiere de la presencia de un o una docente que acompañe su proceso de aprendizaje. De esta manera, la Justicia falló a favor del pedido para la joven.

Según informa diariojudicial.com, la titular del juzgado, Marcela Trillini, ordenó al Ministerio de Educación y Derechos Humanos de Río Negro que designe un profesional para acompañar a la solicitante a los establecimientos escolares a los que concurre. Así, el pedido estaría basado en que la adolescente presenta un diagnóstico particular, por eso desde el ámbito judicial hicieron lugar al reclamo.

En este aspecto, el MAI se implementa para casos de niños en niveles primarios, y la secundaria está prevista dentro del programa TAE. Sin embargo el plan que corresponde a la edad de la demandante, es de carácter general y no individualiza el acompañamiento, como sí lo hace el MAI. Por esta razón, el pedido apunta a que la joven pueda optar por un adulto que la acompañe de forma más permanente.

En este contexto, para la adolescente los profesionales sugirieron que la estudiante cuente con una profesional que trabaje con ella de manera personalizada en su trayectoria escolar y se destine la acompañante terapéutica , que le brinda la obra social, para el trabajo extraescolar. «Todo ello a fin de potenciar su independencia en la vida diaria, tal cual lo refleja el informe confeccionado por el equipo interdisciplinario», argumentaron.

«Es evidente que la diagramación implementada por el Ministerio de Educación resulta insuficiente para las necesidades educativas de la niña», detallaron los jueces en el marco del pedido realizado. En este punto, además agregaron respecto del fallo en cuestión que «en este sentido deben realizarse los ajustes razonables para que su acceso a la educación sea efectivo».

De esta manera, determinaron que «se debe activar lo dispuesto en el artículo 24 de la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad, que señala que los estados partes asegurarán un sistema de educación inclusivo a todos los niveles, así como la enseñanza a lo largo de la vida». Asimismo, la jueza indicó que esta medida ayudará a la joven a «desarrollar plenamente el potencial humano , el sentido de la dignidad, la autoestima, reforzar el respeto por los derechos humanos, las libertades fundamentales y la diversidad humana».

En esta línea, la sentencia respecto del pedido de acompañamiento especial de un maestro o maestra para la adolescente, destaca que el acceso a la educación no son sólo acciones de enseñanza y aprendizaje, sino también «la remoción de barreras o limitaciones que socialmente existen para que las personas puedan ejercer derechos de manera efectiva».

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados