Conecta con nosotros

Hi, what are you looking for?

El Intransigente

SOCIEDAD

¿Descubrir exoplanetas dejó de ser ciencia ficción y ya es una ciencia real?

Los astrónomos suizos Michel Mayor y Didier Queloz, premiados con el Nobel de Física, hallaron el primero en 1995.

Michel Mayor y Didier Queloz, los astrónomos suizos premiados este martes con el Nobel de Física junto al canadiense James Peebles, hicieron con sus hallazgos que la búsqueda de exoplanetas no fuera ciencia ficción, sino una ciencia muy real. Ambos científicos elaboraron nuevos instrumentos astronómicos y técnicas con los que pudieron observar estos planetas que están posicionados fuera de nuestro Sistema Solar.

«En 1995 descubrieron el primero, que orbitaba una estrella de tipo solar (51 Pegasi). Desde entonces, la comunidad científica ha identificado casi 4.000. Ellos convirtieron en ciencia real lo que parecía ciencia ficción», resaltó el experto José Antonio Caballero, del Centro de Astrobiología (CAB) de España. «Para los astrofísicos hay dos grandes preguntas. Una incluye tres que se responden a la vez: de dónde viene el universo, cómo va a terminar y de qué está hecho. La otra cuestión es saber si estamos solos en el universo», agregó.

En ese sentido, un grupo de astrónomos hallaron hace unos días por primera vez vapor de agua en la atmósfera de un planeta posicionado en la región habitable de su estrella, hecho que significa una nueva etapa en la búsqueda de señales de vida fuera de nuestro sistema solar. «Si bien todavía se conoce muy poco de las características de este exoplaneta ubicado a más de 100 años luz de la Tierra, el descubrimiento lo propulsa al rango de mejor candidato para la búsqueda de vida extraterrestre«, reveló la investigación difundida en la revista Nature Astronomy.

«Hallar agua en un mundo potencialmente habitable nos acerca a la respuesta a la pregunta fundamental: ¿la Tierra es única?», se preguntó Angelos Tsiaras, del University College de Londres y coautor del informe. Mientras que Giovanna Tinetti, también coautora del estudio, le dijo a la agencia AFP: «Las observaciones del telescopio espacial Hubble efectuadas entre 2016 y 2017 nos permitieron descubrir que el planeta posee una atmósfera y que esta contiene vapor de agua: dos buenas noticias en cuanto a la habitabilidad del planeta».

«No se puede deducir que haya agua líquida en la superficie del exoplaneta, pero creo que es muy posible«, analizó la astrofísica, otra integrante del University College londinense. «El planeta, llamado K2-18b, está además situado en la zona habitable de su estrella, es decir, ni demasiado lejos ni demasiado cerca de su fuente de calor. Se halla allí donde la temperatura permite que el agua exista en estado líquido, lo que podría permitir el desarrollo de la vida tal y como la conocemos», concluyó.

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados