Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente

ESPECTÁCULO

¡Increíble! Diego Topa contó el impresionante viaje que emprendió para conocer a su hija

El actor fue padre a través de la subrogación de vientre y reveló todos los pormenores de su viaje a los Estados Unidos.

Diego Topa, como tantos otros artistas argentinos, recurrió a la subrogación de vientre para ser padre. Como en nuestro país está práctica aún no está del todo reglamentada, tanto el actor como sus colegas han recurrido a los Estados Unidos para llevar adelante este método. En una entrevista con Juana Viale en ‘Almorzando con Mirtha Legrand’, el actor develó como fue el viaje que emprendió para conocer a su hija.

Es que la pequeña Mitai se adelantó y tomó por sorpresa a Diego Topa y su pareja. “El último tramo del embarazo fue muy fuerte para mí porque estaba grabando ‘El Restorantino de Arnoldo’ y se acercaba la llegada de ella. La gente de Disney sabía que me tenía que ir si me llamaban antes. Finalmente, sonó el teléfono antes, yo tenía que grabar hasta el 15 de enero y me llamaron el 5 de enero, ese mismo agarramos nuestras cosas y nos fuimos para allá”, confesó.

El actor contó sus sensaciones a la hora de viajar a los Estados Unidos para ver el nacimiento de su hija. “Fue todo maravilloso desde que me llamaron y me dijeron está con dilatación tienen que venir. No te puedo explicar todo lo que sentís vos estando acá y el bebé estando allá. Tenes ansiedad, esperas que el avión salga ya que no se retrase. La cabeza se va para cualquier lado”, sentenció.

Diego Topa también contó cómo fue su arribo al país norteamericano. “Ella nació en Tampa, Florida, tuve que sacar un vuelo urgente y rapidísimo. Por suerte, había vuelos especiales, todavía no había nada sobre el coronavirus, directo a Orlando que es a 45 minutos de Tampa. Ese día había vuelo asique volamos, llegamos y lo que Mitai decidió ahí en ese momento fue quedarse un ratito más ahí para conectarnos un poquito con ella”, sostuvo.

“Llegamos, fuimos a ver al obstetra y mágicamente se quedó un ratito más. Ella debía nacer el 29 de enero, aunque vos legalmente tenes que estar quince días antes. El 6 de enero se adelantaba un montón, se quedó un ratito más y terminó naciendo el 21 de enero”, añadió. “Fue parto natural, pudimos estar en el momento, la vimos salir, la agarramos, fue un momento que no te olvidas más. La primera vez que tenes a tu hijo en brazos es irrepetible”, cerró Diego Topa.

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados