Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente

ESPECTÁCULO

«Tres botellas se chupó la doctora»: ¡Eduardo Feinmann no se guardó nada!

El conductor más filoso que nunca.

Es, sin lugar a dudas, uno de los periodistas más picantes y polémicos de nuestro país. Eduardo Feinmann ha sabido muy bien de qué manera cautivar a su público con una forma de ser muy directa y sin filtro. Esta vez, volvió a hacer de las suyas en su programa radial Alguien tiene que decirlo, de Radio Rivadavia. Todo comenzó cuando comenzó a hablar de una abogada argentina que está varada en España y no pude regresar al país.

En medio de la pandemia de coronavirus que golpea al mundo entero, Silvina Luna, la letrada, pide al Estado que le pague los gastos de los consumos que tuvo desde que se decretó el cierre de las fronteras. Dentro de esto, hay bebidas alcohólicas y productos gourmet, que indignaron al periodista. «Esta doctora, de nombre Silvina Luna, que no es la vedetonga ni la Silvina Luna que era relaciones públicas del hotel Conrad de Punta del Este, que es divina, presentó un amparo pidiendo que el Estado argentino, que no es Alberto Fernández ni Felipe Solá? que sacan la guita de su bolsillo, para pagarle los gastos en España«, lanzó.

«Ella presentó un amparo con todos los tickets y pretende que el Estado le pague todos los gastos desde el día que llegó allá, una cosa infernal. Pero además cuando uno se fija los gastos, no solamente quiere que le paguen el pasaje, sino además el Aperol que se compró a 11.90 euros. De tomar agua ni hablar, la señora fue por el Aperol. Se lo compró el 11 de mayo a las 20.33, tengo el ticket en la mano y entre otras cosas compró un paté de finas hierbas», disparó Eduardo Feinmann.

Si bien la quisieron entrevistar y no quisola abogada mandó un mensaje a la producción, donde trató de explicar su situación. «Soy abogada de bajo perfil, no soy mediática. Y no me quedó otra alternativa que tener que hacer ese amparo. Yo estoy acá varada porque el Estado argentino determinó que teníamos que estar varados y somos miles y miles de personas», sostuvo.

«Me cansé de comunicarme con Aerolíneas Argentinas, con el Consulado y con Cancillería, y no tuve respuestas», manifestó. Tras escucharla, el periodista oo se quedó callado. «Ojo que la lista es muy larga. Tres botellas de Aperol se chupó la doctora. Y lo peor no es ella, lo peor es el juez que le otorgó el amparo. El problema es que las nimiedades las tenemos que pagar nosotros con los impuestos porque un juez lo decidió», arremetió.

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados