Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente

ESPECTÁCULO

Brian Sarmiento recordó cómo conoció a Román Riquelme, su ídolo del fútbol

Brian Sarmiento vivió una divertida anécdota junto al jugador. Aunque en ese momento no le pareció gracioso.

El sábado pasado, Andy Kusnetzoff tuvo como invitados en PH Podemos Hablar a Luciana Salazar, Coco Sily, Brian Sarmiento y Lola Latorre. El programa tomó nuevas medidas de prevención pero continuó con su formato de invitados presenciales. Una de las anécdotas más divertidas de la noche estuvo a cargo de Brian Sarmiento. El futbolista comentó cómo conoció a su ídolo del fútbol, Román Riquelme.

«Cuando yo arranqué, Román era mi ídolo futbolístico. Tuve la suerte de que cuando volví de España en 2012, jugamos octavos o cuartos de final en la Copa Argentina, contra Boca. En San Luis. Yo estaba por salir a la cancha y lo quería ver a Román. En la fila me puse al lado de él. Él estaba primero porque era el capitán y yo estaba segundo. Empezamos a jugar y era uno de esos días que te salen todas, llevo la pelota de acá para allá, estaba contento. Íbamos ganando 2 a 0″.

«En el segundo tiempo, ya Román empezó a jugar con sus virtudes, tiene experiencia, habla con los árbitros y lo respetan. Empezó a insultarlo al árbitro. Le decía, ‘empezá a cobrar para nosotros. Cobrá bien’. Y Pitana empezó a cobrar todo para Boca. De a poco, nos metían dentro del arco. Entonces, en un tiro libre, me acerco y le digo ‘Pitana estás cobrando todo en contra’ y Román al lado me dice ‘cerrá el or…'».

¡Era su ídolo! ¿Cómo respondió Brian Sarmiento? «Lo miro y le digo: ‘Román yo no te estoy insultando. ¿Por qué me tratás así?’ Y me dice ‘bueno, callate y andá para allá’. Y ahí lo miro y le digo ‘Román, chupame bien…'». Después de los insultos, su equipo se llevó la victoria. «Nos metieron el 2 a 1 pero yo metí el tercero y me eligieron figura del partido. Todos mis compañeros contentos, pero yo me sentía mal».

«Lo insulté a Román y yo quería cambiarle la camiseta. Le pedí a un utilero que le llevara la camiseta a Riquelme. Estaban todos festejando y yo nervioso, esperando. Al rato le veo venir de vuelta con mi camiseta». Para la sorpresa de Brian Sarmiento, Román no le firmó la camiseta. Pero sí le dejó una serie de insultos irreproducibles. De todos modos, el futbolista lo recuerda con cariño. «No lo vi nunca más. Es un ídolo, es un fenómeno».

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados