Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Guillermo Andino
Guillermo Andino

ESPECTÁCULO

«Lo está analizando»: ¡Carolina Prat contó todo! ¿Qué dirá Guillermo Andino?

La esposa del conductor se transformó en la vocera de la familia.

Desde que Guillermo Andino estuvo aislado por dar positivo para COVID-19 al igual que su hija mayor, Sofía, Donatella, la perrita que la familia adoptó de un refugio, cobró protagonismo al adueñarse de los espacios y acompañar al resto de los integrantes. Es un can muy simpático y fiel compañero del más pequeño de los hijos, Monchi. Carolina Prat, esposa del periodista desde el año 2000, fue compartiendo en sus historias de Instagram, las locas travesuras del perrito.

También mostró cómo quedó Donatella tras los diez días de aislamiento estricto del presentador de televisión; ¡desplomado en la alfombra color beige del living junto al pequeño Monchi! Los dos estaban ideal para un globo de cómic que dijera: «¡Lo logramos! ¡Misión cumplida!», ya que los dos ayudaron mucho a Carolina en los deberes del hogar mientras quedó como única adulto responsable a cargo. Además, disfrutaron de momentos plenos de jardinería, donde el pequeño se animó a germinar una palta y a regar otras plantas.

La modelo es muy activa en las redes y siempre está compartiendo con sus más de setecientos noventa y cinco mil seguidores todo lo que va haciendo. Durante el Aislamiento de Guillermo y Sofía, Prat fue mostrando las distintas actividades que llevó a cabo con su hijo y su perro; recetas en la cocina, momentos de juego, paseos y cuidados en el jardín, obras de arte con pintura y bastidores, y algunos vivos con reconocidos chef para publicar sus postres. Pero también hizo público el momento en que se dio cuenta de algo que causó la cuarentena.

Se trata de la cabellera de su hijo Monchi, que ya de por sí es abundante. Pero el encierro y el confinamiento obligatorio les hizo olvidar las peluquerías y el pelo del niño ya estaba bastante largo, por lo que decidió cortárselo ella misma. Luego, el menor de Andino fue a jugar a su tobogán que tiene en el patio. ¡Pero no fue solo! Donatella estuvo con él y hasta se animó a intentar subir y tirarse. Al principio le costó. Pero finalmente el perrito de la familia logró su desafío.

Carolina filmó el momento. Fueron tres intentos. En el primero, Donatella ladraba al tobogán como desquitando su bronca por no animarse. «Mientras pinto al aire libre, pasó esto…Intento número 1. Lo está analizando. Intento número 2, no se animó», escribió en los clips donde se ve al can intentando. Y en la última historia de Instagram, los seguidores pudieron ver al perrito tirándose por el juego. «Lo logró!! Sólo le falta aprender a hablar a Donatella en esta cuarentena», escribió la modelo, dejando a la vista que su mascota no es sólo compañía, sino un gran aprendiz.

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados