Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Maradona
Maradona festejó el título de Boca en el 2000.

BOCA JUNIORS

Video viral: el alocado festejo de Maradona cuando Boca fue campeón del mundo en el 2000

A 20 años, los hinchas recordaron la celebración de Diego.

Se cumplen 20 años de la Copa Intercontinental 2000 que coronó a Boca ante el inmenso Real Madrid. Fue un triunfo por 2-1 en Japón celebrado por todos sus hinchas. Entre esos fanáticos, por supuesto, estaba Diego Armando Maradona. A pocos días de su fallecimiento, en las redes sociales apareció el video viral de la histórica celebración del astro futbolístico tras la hazaña del equipo de Carlos Bianchi.

«Boca puso los huevos», gritó Diego desde su balcón en el famoso departamento de Segurola y Habana 3310, 7° piso, en Devoto. «Que de la mano de Carlos Bianchi todos la vuelta vamos a dar», cantó el mítico futbolista. Y luego le dedicó unas palabras al plantel que logró la victoria: «Muchachos, los felicito a todos de corazón. Gracias por esta gran alegría. En un momento de preocupaciones, nos regalaron felicidad».

«En nombre de mi hija Dalma, gran Bostera, de mi familia, de Gianinna, de mi amigo Guillermo. Gracias. Con el resto de corazón que me queda. Un beso», fue la carta que Maradona les escribió de puño y letra a los futbolistas. Diego lo vivió con alma y vida en su casa y la gente se acercó para festejarlo con él. A 20 años de aquella mañana y a pocas horas de su fallecimiento, el recuerdo se intensificó entre los hinchas.

La historia de Arévalo

Martín Arévalo reveló el detrás de la historia de la carta de Diego a los jugadores de Boca. «Diego estaba en el Hotel Elevage. En la calle Maipú. Recuerdo que pedí un fotógrafo y no había quien me acompañara. El diario había designado actividades en todo Buenos Aires y yo, pasante, no les emanaba la confianza de llegar a conseguir algo grande… Tenían ‘cosas más importantes'», comenzó el periodista con su relato.

«Me paré en la puerta del hotel, entré, y hablé con Coppola para al menos hacer una foto. Me dijo ‘Sí, dale, en 10 minutos’. Empecé a temblar», siguió Martín. «Subimos hasta no sé qué piso. Y Diego con un papel en mano y una fibra hizo una carta muy emotiva y la firmó… En medio del pasillo, se sentó en un sillón y posó para la foto con el pasante del diario al que le temblaban las manos. Agreadecí y me fui corriendo a la redacción», cerró.

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados