Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Línea Mitre

POLÍTICA

Desde el Gobierno nacional se está trabajando en un proyecto de «cierre o fusión» de las obras sociales

Además, Eugenio Zanarini, quien está a cargo de la Superintendencia de Servicios de Salud, habló del Sindicato de Conductores de Trenes La Fraternidad.

banner

El Sindicato de Conductores de Trenes «La Fraternidad» impulsó la semana pasada un paro de actividades, afectando a unos 500 mil pasajeros en la Ciudad de Buenos Aires y el conurbano. El objetivo de la medida de fuerza era la demanda del pago de “una cuantiosa deuda” con las obras sociales ferroviarias. En este marco, Eugenio Zanarini, quien está a cargo de la Superintendencia de Servicios de Salud del Gobierno nacional, habló sobre el conflicto.

“Cuando se habla del sistema en general, se puede decir que tiene problemas estructurales y que hay que reformularlo. De eso no hay ninguna duda”, remarcó el funcionario en diálogo con Radio Cooperativa. En esta línea, explicó que, “dentro de eso, también hay mucha obras sociales que, por su nivel de salario, nivel de ingresos promedios, por su nivel de prestaciones, han sido elegidas por sobre otras, por lo cual tienen una economía muchos más grande y funcionan muy bien”. 

Luego, apuntó contra las prestaciones y afirmó: “Hay que aceptar que 290 agentes de sistema de salud son una cantidad que vuelve al sistema sumamente ineficiente. Hay que pensar que hay 150 obras sociales que tienen el 3,5% del total de los beneficiarios. Estoy diciendo que la mitad de las obras sociales no llegan al 4% de los beneficiarios, con lo cual, cuando les cae un caso de una enfermedad grave o medicación de altísimo costo, es imposible que lo puedan afrontar, porque además tienen bajo nivel de ingreso per cápita”. 

Asimismo, adelantó que, desde su organismo, se encuentran “trabajando en un proyecto en el cual lo ideal sería la integración o fusión o cierre en algunos casos de las obras sociales”. Asimismo, remarcó: “Para que haya más recursos, hay que reestructurar el sistema. No hay alternativas. O el Estado se hace cargo de poner las diferencias entre el ingreso promedio del sistema y PBO, que es muy grande, o se hace cargo de un fondo de medicamentos, sino no hay manera”.

El gremio había manifestado en varias oportunidades anteriores que de no recibir respuestas para destrabar el conflicto “se profundizará el plan de lucha” con una huelga para este 31 de diciembre y el 1 de diciembre. El titular del sindicato, Omar Maturano, sostuvo la semana pasada que “no hubo respuestas a la necesidad de resolver el grave problema, que convirtió a la obra social de la actividad en deficitaria”. Según el gremialista, la deuda de la SSS con la obra social asciende a “$ 140 millones” por el sistema único de reintegros. 

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados