Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Alberto Fernández

POLÍTICA

Alberto Fernández prepara su viaje a Chile mientras parece recomponer su relación con Felipe Solá

El presidente argentino se reunirá con Sebastián Piñeira para firmar acuerdos, realizar una declaración conjunta y brindar una conferencia de prensa.

El presidente Alberto Fernández prepara su viaje a Chile, la primera salida del país desde el inicio de la pandemia, en lo que también podría significar el renacer de la relación con el canciller Felipe Solá, vínculo que pende de un hilo desde hace un puñado de meses. El primer paso para la recomposición se vio ayer, cuando el Jefe de Estado recibió al funcionario para definir detalles de la expedición.

Según informaron desde Casa Rosada, la comitiva argentina cruzará la Cordillera el próximo martes y se quedará en el país vecino durante 48 horas. En este lapso, Fernández se reunirá con su par chileno, Sebastián Piñeira, para firmar acuerdos, realizar una declaración conjunta y brindar una conferencia de prensa. Además, el presidente argentino visitará el Congreso chileno y la Corte Suprema de Justicia.

Más allá de la relevancia diplomática a nivel regional, el viaje de Fernández, Solá y equipo brindará la primera foto conjunta de ambos funcionarios luego de una serie de cortocircuitos que se generaron por una cadena de comportamientos del Canciller que no cayeron bien en la oficina presidencial.

Invento a la prensa

El primero de ellos fue el 30 de noviembre pasado, cuando Felipe Solá inventó en declaraciones a la prensa una supuesta conversación entre Alberto Fernández y el presidente electo de Estados Unidos, Joe Biden. Si bien esa conversación existió, el diplomático argentino ahondó en detalles que no concordaron con la publicación oficial que hizo luego Casa Rosada.

Días después, se conoció que Solá no estaba presente junto al Jefe de Estado cuando ocurrió tal evento porque en ese momento se encontraba camino a la Casa Rosada. Lo que sucedió es que se confundió de sitio y pensó que el diálogo telefónico iba a concretarse en la Quinta de Olivos. Pero al arribar a dicho lugar, le informaron de su error y cambió de rumbo. Sin embargo, nunca llegó a oír ninguna de las palabras.

Diferencias de comunicación

A partir de ese momento, la relación entre ambos se tornó más fría y nuevos conflictos se hicieron presentes. El más reciente se produjo hace cuatro días luego de la envestidura de Joe Biden. Desde la cuenta oficial de Cancillería en Twitter publicaron un claro mensaje contra la administración de Donald Trump y desde el sector político se leyó como una «marcada de cancha» para la nueva presidencia. «(Argentina) espera también que no se apueste a la desunión de nuestras naciones como en la etapa anterior», decía el polémico tuit.

En contraposición, Alberto Fernández optó por un tono más diplomático con un llamado a la cooperación y la cordialidad. Además de una primera felicitación para Biden y la vicepresidenta Kamala Harris, el Jefe de Estado argentino envió una carta de seis párrafos dirigida al nuevo líder norteamericano. Allí le deseó «el mejor de los éxitos» en su gestión, lo invitó a entablar una agenda de trabajo en conjunto ante los nuevos desafíos del mundo y concluyó con una invitación a reunirse personalmente.

Frente a este escenario, el viaje a Chile de la semana entrante parece ser una oportunidad para volver a acercar el vínculo entre Fernández y Solá de cara a un año donde será clave mostrar al mundo una imagen sólida de Argentina.

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados