Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Eduardo López

SOCIEDAD

Eduardo López consideró que la llegada de la nueva cepa de coronavirus a Argentina «es cuestión de tiempo»

El infectólogo consideró el peligro latente de que la nueva variante ya se encuentre en Brasil y Chile.

Ante el aumento de casos en el país, hay serias preocupaciones sobre imponer nuevas restricciones a la circulación para prevenir contagios, aunque también se está considerando la posible llegada de la nueva cepa de coronavirus a Argentina. El infectólogo y asesor de del Presidente, Eduardo López, se refirió a ambas cosas. Sobre la nueva variante, se preocupó por creer que «es cuestión de tiempo» su llegada.

«Esta nueva cepa se identificó en Brasil y Chile, donde el intercambio aéreo (con Argentina) es intenso. Si bien la ANMAT no la identificó en el país, tenemos que estar alertas. La llegada es cuestión de tiempo», alertó Eduardo López, en declaraciones con TN, durante el programa «El Corresponsal». Así, explicó que «hay que estar preparados y tener a la mayor cantidad de gente vacunada».

En ese sentido, se refirió a la posibilidad de poder contar con la vacuna para enfrentarse al virus. «La vacuna en los primeros tres meses no va a impactar en los números de casos», reflexionó. Sin embargo, consideró que es importante que el Gobierno siga buscando comprar diferentes vacunas, y, sobre eso, sostuvo que «hay que buscar un plan B para poder seguir vacunando», ya que casi todas «las vacunas tienen un buen perfil de eficacia».

«Nunca terminó el primer brote»

Eduardo López se mostró preocupado por el aumento de casos de coronavirus en las últimas semanas, y apuntó contra el relajamiento de la gente: «en los últimos meses, argentina tuvo varias manifestaciones con gente agrupada durante horas». Por eso, aseguró que el Gobierno podría implementar medidas restrictivas más fuertes. «La OMS acaba de decir que el toque de queda sanitario puede ayudar a disminuir el número de casos», sostuvo.

Sobre el aumento en los casos, el infectólogo explicó que creía que la gente tendría más conciencia a la hora de practicar el distanciamiento social y el uso del barbijo. Sin embargo, el crecimiento en los contagios no lo sorprendió: «la curva de Argentina se amesetó, nunca cayo debajo de mil casos. Lo mínimo que tuvimos fue alrededor de mil casos. Nunca terminamos el primer brote en realidad. Se amesetó y volvió a aumentar».

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados