Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Riquelme
Riquelme, enojado.

BOCA JUNIORS

Riquelme, enojado: dos clubes argentinos le quieren robar al refuerzo que tenía atado

Boca va por todo en el mercado de pases.

Juan Román Riquelme no se toma descansos y sigue trabajando en el día a día de Boca. El vicepresidente segundo y coordinador del consejo de fútbol está al frente de las negociaciones del Xeneize en el mercado de pases que se viene. Y quiere reforzar al plantel profesional de la mejor manera. Por eso está enojado: en las últimas horas se supo que dos clubes argentinos quieren arrebatarle una incorporación de lujo.

Al parecer, el mítico enganche ya tiene todo arreglado con el jugador. Pero hubo llamados de otros dos equipos para el futbolista que podrían poner en peligro la gestión para su llegada a Brandsen 805. Se trata, por supuesto, de Marcos Rojo, quien interesa también en Estudiantes de La Plata y Rosario Central. En primer lugar, trascendió que Juan Sebastián Verón, presidente del «Pincha», le manifestó su interés al defensor.

Por otro lado, se supo que Kily González, director técnico del «Canalla» también se comunicó con Rojo. Las intenciones de ambos equipos son parecidas a las de Boca: sumar a Marcos como refuerzo de lujo pero solo cuando pueda irse del Manchester United. Y para eso tiene que salir libre: según reveló el entrenador Ole Gunnar Solskjaer, en junio partirá de Inglaterra y podría sumarse a cualquier institución.

El llamado en 2020

A mediados del 2020, Rojo reveló que Riquelme lo llamó ni bien asumió en Boca para sumarlo al club. «La idea mía era quedarme en Argentina. Pero pasó algo: me llamaron de Boca para ver que tenía pensado hacer y al principio me movió. Me llamó Román, a mí. Estaba re emocionado, es un ídolo, mi viejo es fanático de Boca. Crecí viéndolo a él. Hablamos y le comenté la situación, quedamos en hablar», manifestó.

Sin embargo, también reveló el motivo por el que rechazó su propuesta: «Después lo pensé bien y le dije que no era el momento de hacer un paso a Boca. La gente de Estudiantes que me recibió como un ídolo, me abrieron las puertas. No puedo irme ahora a Boca habiendo jugado un solo partido, no hablaría bien de mí». Ya pasó más de un año y ahora sí la posibilidad es más grande: el Xeneize podría sumar a un defensor de calidad.

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados