Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Donald Trump

MUNDO

El Senado de los Estados Unidos resolvió su posición sobre el segundo juicio político contra Donald Trump

Es la segunda vez que el exmandatario norteamericano es sometido a la Justicia de su país.

El Senado de los Estados Unidos resolvió este martes que el segundo juicio político contra el expresidente Donald Trump es constitucional por el supuesto delito de “incitación a la insurrección”, tras los incidentes del pasado 6 de enero en el Capitolio. El resultado fue de 56 votos sobre 44 a favor de la constitucionalidad, a pesar de que algunos pedidos de legisladores republicanos –partidarios Trump– para desestimar las acusaciones.

En este caso, se necesitaba una mayoría simple para proceder e incluso seis senadores republicanos –Bill Cassidy, Susan Collins, Lisa Murkowski, Mitt Romney, Ben Sasse y Pat Toomey– acompañaron con su voto a los demócratas. “Es nuestro deber constitucional solemne llevar a cabo un juicio político justo y honesto de los cargos contra el expresidente Trump”, sostuvo el líder de la mayoría en el recinto, Chuck Schumer.

Asimismo, consideró que se tomarán “los cargos más graves jamás presentados contra un presidente de Estados Unidos en la historia de Estados Unidos. Esta resolución prevé un juicio justo y exhorto al Senado a que lo adopte”, resaltó. Tras la apertura del proceso, a los fiscales de la Cámara de Representantes y al equipo de defensa de Trump se le habían asignado hasta 16 horas distribuidas en dos días para presentar sus casos.

En este contexto, los fiscales de la Cámara de Representantes de Estados Unidos presentaron un video de 13 minutos para sustentar la acusación en contra de Trump, con imágenes de los actos violentos en Washington y un compendio del discurso del ex jefe de Estado el 6 de enero pasado, según consignó la agencia NA a partir del portal web de CNN en Español.

Trump es el único presidente de Estados Unidos que ha sido acusado dos veces: éste es apenas el cuarto juicio político contra un mandatario en la historia de Estados Unidos. El Congreso había llevado a cabo tres juicios de acusación presidencial hasta la fecha: el presidente Andrew Johnson en 1868 por despedir a un secretario del gabinete sin el consentimiento del Congreso; el mandatario Bill Clinton en 1998 por perjurio y obstrucción a la Justicia (lo absolvieron); y el presidente Trump en 2020 por abuso de poder y obstrucción al Congreso (había sido absuelto), y ahora nuevamente.

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados