Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Lázaro Báez

POLÍTICA

Ruta del dinero K y dominio patriarcal: jueza sostiene que Báez excluyó del negocio fraudulento a sus hijas, por priorizar a sus hijos varones

Se trata de los argumentos del voto de la Dr.a María Gabriela López Iñíguez, quien sostiene que Baez excluyó del negocio fraudulento a sus hijas, por priorizar al “primogénito” y a sus hijos varones.

banner

La condena a doce años de prisión a Lázaro Báez por la «Ruta del dinero K» conmocionó a todo el arco político, tanto opositor como oficialista. Las tapas de los diarios amanecieron con la imagen del empresario santacruceño. Dentro de los argumentos que se conocieron por parte del Tribunal Oral Federal 4, se destacó el de María Gabriela López Iñiguez, quien cuestión la «conducta patriarcal» de Báez al incluir a sus hijas «Luciana y Melina» y jerarquizar «a sus hijos varones» en los negocios de los que se los acusa. López Iñiguez fue la única magistrada en votar «en disidencia» de la pena de «doce años».

La jueza decidió «absolver» a las hijas de Lázaro Báez. Según su argumento, «en el juicio no se expuso prueba alguna de que ellas hayan hecho uso del dinero existente en el extranjero, ni tampoco se demostró que tuvieran dominio sobre dichas cuentas». Acto seguido, expresó «que el padre se apropió (de sus nombres) para su uso y beneficio». Esta «apropiación» dice la magistrada «exhibe un contexto familiar de dominio patriarcal, en el que ellas, que eran muy jóvenes además, fueron relegadas a un lugar de ‘presta nombre'».

En este contexto, sostuvo que el desarrollo de la causa «expuso la conducta patriarcal de Lázaro Báez quien con toda evidencia priorizó y jerarquizó en sus negocios a sus hijos varones, en especial a su primogénito». Además, indicó que se «evidenció la utilización del nombre de sus hijas, como si dichos nombres fueran de su propiedad, para la apertura de cuentas en el exterior y/o sentándolas en el directorio de su empresa cuando esta causa ya se hallaba en pleno trámite y los hombres ya no podían figurar en esos puestos de toma de decisiones».

Coexistencia de lícitos con ilícitos

En el comienzo de su argumento, López Iñiguez aseguró que «que Lázaro Báez amasó una fortuna en dinero ‘negro’ millonaria en dólares producto de la defraudación tributaria». Luego, el empresario -según indicó la jueza- «escondió (el dinero) en diversos sitios que abarcaron desde guaridas fiscales offshore a la simple acumulación de físico, trasladado mediante bolsos en vuelos privados a Buenos Aires para ser finalmente externado mediante cuevas financieras de la ‘city porteña'». Asimismo, coincidió con el fiscal Abel Córdoba al aclarar que en Austral Construcciones «hubo una coexistencia entre actividades licitas con la comisión de ilícitos».

Además, solicitó poner el foco «en los prestadores de servicios financieros clandestinos, o en los financistas de la banca internacional». En esta marco, pidió concentrar el interés punitivo en «las personas jurídicas que resultan indispensables para la concreción de la expatriación ilícita de capitales y el lavado de activos». Esta fue la «disidencia» que mostró Iñiguez sobre Guillermo Costabel y Adriana Pallioti, ya que «de existir una correlación en la severidad de las penas entre los clientes que proveen el dinero ‘sucio’ y operatoria financiera que lo ‘blanquea’.

«En este sentido, entiendo que las penas deben reflejar la gravedad de ambos extremos: el que quiere lavar dinero sucio, no puede hacerlo sin el circuito lavador, razón por la cual he concordado, en líneas generales, con las solicitadas por las querellas estatales, principalmente con la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF)», concluyó María Gabriela López Iñiguez en sus argumentos.

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados