Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Beatriz Sarlo

SOCIEDAD

El editor de Beatriz Sarlo dio detalles sobre el ofrecimiento de vacuna y dijo que fue «transparente»

«Es una situación desgraciada que se ha ido de las manos. Fue todo muy transparente y se hace una lectura retorcida para hacer daño», aseguró Carlos Díaz.

 La escritora Beatriz Sarlo declaró este miércoles ante la Justicia en el marca de la causa por el vacunatorio VIP en el Ministerio de Salud y reveló que fue la esposa de Axel Kicillof, Soledad Quereilhac, quien le ofreció la vacuna contra el coronavirus. En ese marco, su editor, Carlos Díaz, que había actuado como intermediador con la escritora, aclaró que el ofrecimiento fue «transparente».

«Es una situación desgraciada que se ha ido de las manos. Fue todo muy transparente y se hace una lectura retorcida para hacer daño», aseguró Carlos Díaz en diálogo con Radio con Vos, en referencia al escándalo que se desencadenó cuando Beatriz Sarlo dijo que le habían ofrecido la vacuna «por debajo de la mesa». En ese sentido, el editor difiere con la interpretación de la escritora.

De esta manera, el editor aclaró como se desarrolló la situación: «Yo conozco a la esposa de Kicillof desde hace más de 25 años que me comentó sobre la campaña y le escribí un mail a Beatriz porque me parecía importante». Es que el ofrecimiento se había realizado en enero, cuando aún había cierta desconfianza sobre la Sputnik V, y la provincia de Buenos Aires buscaba concienciar en la vacunación mediante una campaña con figuras reconocidas.

«Hay que entender lo que era el clima público sobre las vacunas en enero. La idea de la campaña era simple y era generar concientización», insistió Carlos Díaz, y agregó: «Creo que se generó un lio al decir ´por abajo de la mesa´. Yo a esto lo discutí largamente con Beatriz y le dije que no tenía acuerdo con ella». Además, indicó que la situación le «da entre pena y bronca porque sobre Axel Kicillof se pueden discutir muchas cosas pero sobre su honestidad me parece que no».

De todas formas, remarcó que Beatriz Sarlo, «desde un primer momento, tuvo la lucidez de decir ‘yo no me quiero vacunar si no me toca’. Pero no había ninguna cosa ni oscura, ni turbia. Al contrario, había que darle visibilidad». Finalmente, dijo que desde la provincia de Buenos Aires «vieron que no tenia sentido hacer la campaña porque vieron que mucha gente se había anotado» y añadió que «no solo no se vacuno Beatriz, sino que nadie, porque la campaña no hizo falta».

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados