Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
España

MUNDO

El después de la masacre a los periodistas españoles en Burkina Faso

Los cuerpos de los reporteros serán repatriados a su país de origen, así tambien Rory Young, presidente de una oenegé de protección de la fauna, asesinado en el mismo hecho.

Los cuerpos de los dos periodistas españoles y de un irlandés defensor de la fauna, asesinados en el este de Burkina Faso, en África, cuando acompañaban una patrulla contra la caza furtiva, fueron trasladados a Uagadugú a la espera de su repatriación. El gobierno de España anunció este miércoles que «ya tiene programado un vuelo del Ministerio de Defensa para repatriar los cuerpos», en cuando reciba la autorización de las autoridades locales».

El Ministerio de Asuntos Exteriores de España señaló que se esperaba poder repatriar los cuerpos de David Beriáin y Roberto Fraile «lo antes posible». Los cuerpos de los dos españoles y del irlandés Rory Young, presidente de una oenegé de protección de la fauna, fueron llevados la noche del martes en helicóptero a Uagadugú.

El lunes, hombres armados, en dos camionetas y una decena motocicletas, atacaron el convoy contra la caza furtiva, integrado por militares, guardabosques, los dos periodistas españoles y el irlandés. Los tres europeos fueron secuestrados y, tras una intensa búsqueda de las fuerzas de seguridad, las autoridades de Burkina Faso anunciaron el martes que fueron «ejecutados por los terroristas».

Un militar burkinés seguía desaparecido el miércoles y «no hay noticias» de él, según una fuente del gobierno. «En nuestros días, los terroristas enlutan a Burkina, matan a los burkineses, matan a los extranjeros, no es normal, condenamos este acto bárbaro», dijo en Uagadugú el vendedor de libros Jacques Zoungrana, informó AFP.

En España, imágenes de Beriáin y Fraile, en misión durante sus reportajes, ocupaban las portadas de los diarios y los títulos de los noticieros de televisión y radio. «Demasiadas veces importan los mejores periodistas, los que se juegan la vida en lugares olvidados y, muchos de ellos, en condiciones precarias, cuando los matan o secuestran, casi nunca cuando informan», lamentó en un editorial el diario El País.

Minuto de silencio

En España, la televisión pública dedicó un minuto de silencio en honor a Beriáin y Fraile, dos aguerridos periodistas con experiencia en coberturas de guerra y zonas de conflicto. La alcaldía de la localidad de origen de Beriáin, Artajona, declaró tres días de luto mientras que la región donde se encuentra esa localidad, Navarra, le otorgó un reconocimiento póstumo.

En Baracaldo (País Vasco), donde nació Fraile, la alcaldía hizo un minuto de silencio. Beriáin, de 43 años, era fundador de la casa de producción «93metros» especializada en grandes formatos documentales, en tanto que Fraile, de 47 años, trabajaba hace poco para el canal de televisión CyLTV, el canal de Castilla y León.

En Irlanda, el ministro de Asuntos Exteriores, Simon Coveney, condenó «en los términos más enérgicos» a los autores del ataque, al lamentar la muerte de Young. Young, quien inicialmente fue presentado como periodista por fuentes de seguridad de Burkina Faso y Reportero sin Fronteras (RSF), era presidente de una oenegé de protección de la fauna, Chengeta Wildlife. Según la oenegé, Young dirigía la patrulla y los dos periodistas españoles filmaban los «esfuerzos para proteger la fauna».

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados