Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Reina Isabel II

CELEBRITIES

Exigencia de un hijo de la Reina Isabel II provoca disturbios en el Palacio de Buckingham

Su Majestad está contra la espada y la pared y debe tomar una decisión en las próximas 24 horas.

El Príncipe Andrew, de 61 años, ha estado provocando disturbios en el Palacio de Buckingham. El duque de York le dijo a su madre, la Reina Isabel II, de 94, y a altos funcionarios reales que deseaba asistir al funeral del Príncipe Felipe, como almirante. Esta exigencia ha puesto contra la espada y la pared a Su Majestad, quien se verá obligada a decidir qué rango de uniforme militar puede usar su tercer hijo.

Andrew se retiró de sus funciones públicas por su amistad con el pedófilo Jeffrey Epstein hace 18 meses. Él había sido nombrado vicealmirante honorario de la Royal Navy en su 55 cumpleaños en 2015. Para su 60 cumpleaños en 2020, estaba previsto que lo ascendieran a almirante, pero se ofreció a aplazarlo hasta que limpiara su nombre y regresara a sus funciones públicas como miembro activo de la familia real.

La monarca viuda tendrá que tomar una decisión en las próximas 24 horas. Por otra parte, los funcionarios reales también están luchando con la disyuntiva de que el Príncipe Harry, de 36, nieto de Su Majestad y el duque de Edimburgo, posiblemente sea el único miembro de la realeza mayor que no lleve uniforme en el funeral. Es de recordar que Harry y su esposa Meghan Markle renunciaron a la realeza británica el 31 de marzo del año pasado.

Los preparativos para el funeral de Felipe están en marcha, ya que será el sábado 17 de abril en el Castillo de Windsor. Según los informes, contará con hombres y mujeres de la Royal Navy, Royal Marines, Army y RAF, junto con altos mandos militares. Se dice que la Reina y su familia usarán máscaras faciales y socializarán a la distancia durante la despedida del consorte más antiguo de Gran Bretaña.

Su Majestad puede sentarse sola durante el servicio debido a las reglas de distanciamiento social por la pandemia de COVID-19. El funeral del duque de Edimburgo podría atraer a una de las audiencias televisivas más grandes del año. El récord a batir es de 25,1 millones de personas que vieron el discurso de cierre televisado del primer ministro británico, Boris Johnson, el 4 de enero.

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados