Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente

SOCIEDAD

Nueva pericia psicológica para Rodrigo Eguillor, el influencer con prisión domiciliaria

La suerte del apodado “cheto de Banfield” será definida en una nueva junta médica.

Rodrigo Eguillor será evaluado por una nueva junta médica que determinará su situación del influencer que cumple prisión domiciliaria. Así lo determinó el juez Noceti Áchaval quién ordenó la conformación de una junta médica compuesta por un psiquiatra y un psicólogo para evaluar la salud mental del acusado. La defensa podrá presentar un perito de parte durante la evaluación en la que se determinará si este puede ser juzgado por los cargos que se le imputan. La causa en este momento se encuentra en manos del Tribunal Oral en lo Criminal y Correccional N°10 de la ciudad de Buenos Aires.

El acusado fue procesado por los hechos sucedidos en noviembre de 2018 cuando una joven lo denunció por abuso y privación ilegitimidad de la libertad. El hecho ocurrió en el barrio porteño de San Telmo. Según relató la víctima, el joven oriundo del conurbano sur abusó de ella y no la dejaba salir del departamento por lo que ella decidió pedir ayuda desde el balcón de la vivienda. Además, se le imputan «lesiones leves dolosas agravadas por mediar violencia de género y amenazas».

El caso Eguillor cobró una importancia mediática cuando se difundieron videos suyos burlándose de la víctima. Más tarde amenazó a personal de la fiscalía interviniente y cuando fue detenido gritando «llamen a mi vieja» en referencia a Paula Martínez Castro, fiscal de la localidad bonaerense de Lomas de Zamora. Desde el comienzo de la investigación la defensa argumentó que el imputado no está en condiciones mentales de ser juzgado y que debe considerarse inimputable.

El pedido de la defensa de sobreseimiento del acusado fue rechazado en diciembre del año pasado. También en 2020 fue condenado a un año de prisión por otra causa de abuso sexual basada en un hecho ocurrido en abril de 2016. Basado en su estado de salud mental el acusado llegará a la definición bajo prisión domiciliaria tras haber pasado casi dos años en el complejo penitenciario de Ezeiza. Finalmente se espera que la nueva junta médica determine su futuro penal.

La orden de ser reexaminado fue dictada en diciembre cuando le negaron el sobreseimiento y la excarcelación. La justicia determinó que no lo se lo podía considerar inimputable y por ello será evaluado nuevamente en los próximos días. El juicio como tal se encuentra suspendido desde 2019 cuando se planteó la «incapacidad sobreviniente del acusado». En las redes sociales existe un gran repudio para el acusado especialmente después de los videos hablando acerca de sus víctimas de acoso.

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados