Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Hebe de Bonafini

POLÍTICA

Polémica: Hebe de Bonafini reivindicó la decisión de que todas las integrantes de Madres de Plaza de Mayo sean «kirchneristas»

La presidenta de la asociación dio «un discurso de amor».

banner

La Asociación Madres de Plaza de Mayo alcanzó su aniversario N°44 y su presidenta, Hebe Pastor de Bonafini, manifestó que las integrantes de esa organización «nunca negociamos, nunca nos callamos, nunca olvidamos», llevando adelante la bandera de la lucha y protesta, y en este sentido, realizó una polémica declaración al reivindicar la decisión de las integrantes de esa agrupación de «ser kirchneristas«.

«Estamos contentas por no negociar con nadie, sin callarnos por nadie, habiendo recibido el premio más grande que nos dio Néstor (Kichner), diciendo que éramos sus madres y nuestros hijos e hijas sus compañeros», expresó en un discurso virtual  transmitido por el canal de YouTube de la Asociación, en el contexto de los festejos de un nuevo aniversario de una de las asociaciones más importantes del país.

En este marco, argumentó la decisión política de manifestarse publicamente a favor del partido comandado por Cristina Fernández de Kirchner: «Muchos políticos se enojaron y nos dijeron: las Madres perdieron mucho. Claro, no querían que nos fuéramos para ese lado. Muchos querían que siguiéramos peleando nadando en la nada», afirmó y aclaró: «no nos arrepentimos para nada, al contrario, estamos orgullosas de ser kirchneristas».

«Después la tuvimos a Cristina, que siempre estuvo con nosotras, que nos visitó muchas veces en nuestra casa, que nos conoce muy bien» y destacó que «es una mujer extraordinaria, a la que amamos con todo nuestro corazón». Además, añadió que de la trayectoria de la organización «vivimos y convivimos juntas, discutimos, amamos, viajamos. Nunca se nos ocurrió negociar con el enemigo ni con Macri ni con la Vidal, como muchos organismos».

Por último, se refirió a los integrantes de la Asociación y dijo: «Quedamos muy poquitas, tenemos entre 90 y 96 años», y contó que «voy a hablar de las madres que hemos convivido últimamente, no de todas, llegamos a ser 2.000. Quiero hablar de ellas, de las cosas más íntimas, cómo eran, para que las conozcan un poquito más». Y concluyó: «Sé que no es el discurso que esperaban, no es un discurso de bronca, es un discurso de amor».

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados