Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Colombia

MUNDO

En medio de la crisis social, el Gobierno de Colombia desafió a la comunidad internacional

A través del Ministerio de Relaciones Exteriores, se rechazaron las críticas provenientes de distintas partes del mundo.

El Gobierno de Colombia está afrontando una severa crisis social desde el pasado 28 de abril luego del anuncio de un proyecto de reforma tributaria, que debió ser retirado. En este marco, circularon múltiples comentarios y críticas de distintos Estados del mundo hacia la administración del presidente Iván Duque, las cuales fueron contestadas por la Cancillería de ese país.

En este sentido, el organismo diplomático emitió un comunicado indicando que “Colombia seguirá siendo un país abierto al escrutinio internacional”. “Pero rechazaremos siempre los pronunciamientos externos que no reflejan objetividad, y que buscan alimentar la polarización e impedir la construcción de consensos en nuestra patria”, cuestionó el Gobierno de Duque.

La Organización de las Naciones Unidas (ONU), la Unión Europea, la Organización de Estados Americanos, organizaciones de derechos humanos y países como Estados Unidos y la propia Argentina, a través del presidente Alberto Fernández y Cancillería, denunciaron el uso desproporcionado de la fuerza por parte de la policía colombiana durante las manifestaciones –que han sido en su mayoría pacíficas–.

“El derecho a la reunión y a la movilización ha sido afectado por vándalos y actores violentos. Estos han agredido a la ciudadanía y a la Fuerza Pública e impactado en algunas regiones, la seguridad alimentaria, la vacunación y salud, la movilidad, y otros derechos”, alegó el Ministerio de Relaciones Exteriores de Colombia. Como resultado de las situaciones violentas de los últimos días, se registraron al menos 26 muertos y más de 800 heridos, publicó AFP.

En tanto, este viernes el secretario general de la OEA, Luis Almagro, se sumó a los reclamos y condenó los casos de “tortura y asesinato cometidos por las fuerzas del orden” en Colombia. De acuerdo al gobierno y la fiscalía, detrás de los desmanes están las disidencias de las FARC, que se apartaron del acuerdo de paz firmado en 2016, y el ELN, última guerrilla reconocida en Colombia.

Con la popularidad en caída (33%), el presidente Iván Duque ha enfrentado protestas masivas desde 2019, asediado por el descontento ahora atizado por la pandemia. Sin un liderazgo definido, las movilizaciones reúnen a sindicatos, estudiantes, indígenas y otros sectores con múltiples reclamos, en un estallido de frustración y rabia por el deterioro de la economía a causa de la pandemia y el manejo que le ha dado el gobierno a la crisis.

Colombia vive además la peor arremetida de grupos armados desde la firma del histórico pacto de paz, con numerosas masacres, asesinatos selectivos y desplazamientos. 

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados