Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Israel

MUNDO

Benjamin Netanyahu, en aprietos: comienzan días claves para el gobierno de Israel que podrían poner fin a su mandato

Opositores al gobierno del primer ministro se unieron y formaron una nueva coalición. El domingo se sabrá si asumen el gobierno.

El domingo, el Parlamento de Israel deberá votar sobre el futuro gobierno del país, en días claves para la resolución que lleva dos años de crisis política y cuatro elecciones. Este es el último paso antes de la investidura de una nueva heterogénea coalición que pondría fin a doce años de mandato del primer ministro Benjamin Netanyahu, el político más longevo en el cargo.

«El debate y la votación sobre el nuevo gobierno se celebrarán el domingo 13 de junio en una sesión especial del parlamento», dijo este martes en un comunicado Yariv Levin, presidente de la Knéset, el parlamento israelí. Los integrantes de la futura coalición pedían acelerar los tiempos para evitar sorpresas de última hora, pero Levin, miembro del partido Likud de Netanyahu, decidió extender el plazo a siete días para organizar la votación.

Los diputados deberán pronunciarse sobre la nueva coalición formada in extremis el 2 de junio por el líder opositor Yair Lapid con dos partidos de izquierda, dos de centro, tres de derecha, entre ellos Yamina (nacionalistas radicales), y la formación árabe Raam (islamista). Lapid, responsable del partido centrista Yesh Atid, elogió en un tuit el anuncio de Levin, añadiendo que el «gobierno de unión está en marcha por el bien de los ciudadanos de Israel».

Con integrantes tan diferentes, la orientación del gobierno, las condiciones de entrada y salida de la coalición, así como el reparto de carteras todavía están en estudio, pero deberían presentarse en un documento ante la Knéset antes del voto. Por ahora está cerrada la rotación en el cargo de primer ministro: el líder del partido Yamina, Naftali Bennett, lo será hasta 2023 y lo cederá entonces a Lapid hasta 2025, informó AFP.

Unidos en su rechazo a Netanyahu, los miembros de la «coalición del cambio» están separados en casi todo lo demás: la política económica, la colonización o la sensible cuestión de las relaciones entre Estado y religión. Uno de sus proyectos bandera es la aprobación de una ley que permita descartar definitivamente una nueva candidatura de Netanyahu, juzgado por fraude y corrupción en numerosos casos.

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados