Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Gustavo López

DEPORTES

«Dejate de embromar»: tenso cruce al aire entre Gustavo López y Martín Arévalo

Los periodistas protagonizaron un intenso debate que por momentos fue muy duro.

A veces las discusiones de fútbol dan lugar a que los protagonistas se olviden del contento en el cual se encuentran inmersos. En esta oportunidad, la figura de Lionel Messi generó un intenso debate en radio La Red. Porque Martín Arévalo esbozó una defensa un poco desmedida que despertó cierta bronca. «Dejate de embromar«, manifestó Gustavo López que contraatacó con munición gruesa. ¿Qué le dijo?

«Algunos le ven el tobillo con sangre a Messi y dicen que está bien, ahora canta, juega y tiene personalidad. ¿Antes no festejaba los penales? Por ahí, cantaba el himno por dentro. Las personas varían su personalidad con el paso del tiempo», arrancó el cronista que cubre la actualidad de Boca. Y agregó: «En la Argentina se acordaron tarde de decirle que es un genio. Toda la vida se mató por la camiseta».

Sus palabras dieron lugar a que el conductor de De una otro buen momento no dude en asumir cierto protagonismo, y señalar que se postularon algunos tópicos de manera errónea. «Antes Messi no cantaba el himno. No es igual, no te hace mejor jugador pero hay una realidad porque antes no lo cantaba porque se había encaprichado con la crítica. Ahora está más grande, más maduro», expresó.

Lejos de abandonar el debate, los dichos de Gustavo López fueron escalando en intensidad y decidió redoblar la apuesta. «¿Cómo no va a ser más elogiado en España que en la Argentina? Si allá ganó 38 campeonatos y acá ninguno. Es una cosa obvia, una normal. Dejen de elogiar a los jugadores como si fuesen los que inventaron la vacuna. Dejate de embromar. Cuando juega bien, lo hace bien y cuando juega mal, lo hace mal. Eso es el periodismo«, señaló.

¿Quién tiene razón? Los dos y a la vez tampoco la tienen. Porque la relación de Lionel Messi con la Selección Argentina es compleja. Y uno de los errores que más se cometió es cargarlo con la responsabilidad de ser el salvador de equipos que estuvieron mal confeccionados. Algo que en el Barcelona no sucede. Porque si el astro no forma parte de la alineación, se dispone de una estructura que funciona. El papel del argentino consiste en entregar un enorme salto de calidad.

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados