Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Haití

MUNDO

Tensión en Haití: diplomáticos colombianos intentan repatriar a los mercenarios detenidos por el asesinato del presidente

El defensor del Pueblo colombiano teme que la «situación actual se transforme en una amenaza de discriminación para los derechos de los 80 colombianos que viven en Haití».

La próxima semana, una misión consular de Colombia viajará a Haití para asistir a los mercenarios detenidos en ese país por el asesinato del presidente Jovenel Moise, e pasado 7 de julio en su residencia privada de Puerto Príncipe. Del ataque participaron unos 26 colombianos y dos estadounidenses de origen haitiano, según las autoridades del país caribeño.

El equipo de cuatro personas tendrá como tarea «verificar las condiciones en las que se encuentran los connacionales detenidos en ese país, así como adelantar gestiones para la repatriación de los cuerpos de los exmilitares que fallecieron» a manos de autoridades haitianas tras el magnicidio, indicó el Ministerio de Relaciones Exteriores en un comunicado.

La misión consular viajará el domingo a la capital haitiana y estará conformada por el director de asistencia a connacionales, Luis Fernando Cuartas, dos funcionarios de la embajada de Colombia en República Dominicana, y el cónsul honorario en Puerto Príncipe, de acuerdo a la cancillería.

La Policía Nacional de Haití arrestó a unos 20 exmilitares colombianos, que son señalados de oficiar como mercenarios. Puerto Príncipe denunció un complot organizado por un grupo de haitianos, entre los que están un exsenador fugitivo y un pastor médico radicado en Florida, al sureste de Estados Unidos, informó AFP.

Estos hombres habrían reclutado al comando a través de una empresa de seguridad venezolana, también establecida en ese estado norteamericano. El Defensor del Pueblo de Colombia pidió a su homólogo haitiano «apoyo para la repatriación de los cuerpos del sargento viceprimero (r) Duberney Capador y el soldado profesional (r) Javier Mauricio Medina, quienes fallecieron en medio de las operaciones ocurridas durante el atentado».

«Nos preocupa que la situación actual se transforme en una amenaza de discriminación para los derechos de los 80 colombianos que viven en Haití», añadió el defensor Carlos Camargo Assis. El gobierno de Iván Duque sospecha que una parte de los exmilitares contratados como mercenarios fueron engañados y que solo unos cuantos supieron del plan para asesinar al presidente, de acuerdo a las pesquisas que llevan a cabo las autoridades haitianas con el respaldo de agentes colombianos de inteligencia y el FBI.

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados