Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Precios

POLÍTICA

Objetivos electorales: aumentan los controles de precios ante la amenaza de un salto en la inflación

La Secretaría de Comercio Interior convocó a una reunión para esta tarde con CEOS de grandes supermercados.

banner

Luego de la derrota en las PASO, el Gobierno nacional comenzó a rediseñar su política económica con el objetivo de inflar los bolsillos de los ciudadanos antes de los comicios generales de noviembre. Por un lado, buscó inyectar pesos a la calle con el aumento de salarios y planes sociales, como así también beneficios fiscales. En paralelo, y alertas por la inflación que podría dispararse a fin de año, pretenden profundizar el control de precios. 

El primer paso lo dio la Secretaria de Comercio Interior, organismo bajo la óribita del Ministerio de Desarrollo Productivo, al convocar a los CEOS de grandes cadenas de supermercados a una reunión este lunes a la tarde, informó Télam. En la antesala al cónclave, distintas fuentes precisaron que la titular del espacio Paula Español llamó a los empresarios y dejó un mensaje claro: “No aumenten los precios”. Mismo procedimiento realizó con las compañías alimenticias con quien mantendrá encuentros esta semana.

De acuerdo a circulares de prensa, el objetivo que persigue el Gobierno con esta iniciativa es que la recomposición de los ingresos fortalezca el poder adquisitivo de los salarios y no se traduzcan en suba de precios de los bienes y servicios básicos. Por el momento, el Ejecutivo sigue de cerca la evolución de los valores de los productos a través de los programas Precios Cuidados y Súper Cerca, impulsado hace tres meses y que mantiene congelado el valor de alrededor de 70 productos hasta fin de año. A esto, se le suma la búsqueda constante para que se cumpla la Ley de Góndola a fin de ampliar la oferta y mostrar precios más jugosos al consumidor.

Si bien desde el Gobierno subrayan que las reuniones son para mantener el diálogo cordial con los empresarios, el objetivo principal es poder controlar cada suba de precio que estimen aplicar los supermercados. Empresarios reconocieron que antes de definir alguna suba debería consultarle a Comercio Interior, según les indicaron desde el Gobierno. La falta de cierta mano dura en el control fue uno de los principales cuestionamientos post elecciones por parte del sector más duro del kirchnerismo.

Incluso, uno de los funcionarios más apuntados era el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, quien finalmente se mantuvo en el cargo. Sin embargo, el mensaje que bajó fue claro: hay que intensificar el control. Además de la cuestionada política de control, el Gobierno encendió la alarma por la inflación que, si bien este mes alcanzaría por segundo periodo consecutivo un aumento inferior al 3%, estaría tomando impulso para fin de año.

«El 2,5% de inflación de agosto fue un piso, para los próximos meses esperamos que se ubique en torno a 2,7% o 2,8%. La desaceleración respecto al 3% es para septiembre, octubre y noviembre, para diciembre se aceleraría la inflación para quedar en torno al 3,3% presionada por factores estacionales», manifestó Damián Di Pace, director de Focus Market.

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados