Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Austria

MUNDO

Polémica en Austria: el canciller declara ante la Justicia por falso testimonio

Sebastian Kurz es la persona más joven con 35 años en ocupar este cargo en toda Europa.

Un juez interrogó al canciller de Austria, Sebastian Kurz, durante varias horas como parte de una investigación de los fiscales anticorrupción por falso testimonio ante una comisión parlamentaria. El diplomático podría ser acusado de perjurio como resultado de la investigación, que comenzó en en el mes de mayo pero Kurz niega haber actuado mal.

Kurz es la persona más joven con 35 años en ocupar este cargo en toda Europa. Hasta el momento, ningún canciller en funciones ha sido acusado de un delito y no está claro si el socio menor de la coalición de su partido conservador, los Verdes de izquierda, mantendría su alianza si fuera acusado o declarado culpable.

«Me alegro de que después de meses de acusaciones falsas tuve la oportunidad durante varias horas a principios de septiembre de comentar ante un juez sobre las acusaciones falsas», dijo Kurz en un comunicado confirmando el tan esperado interrogatorio. El Ministerio de Justicia decidió en julio que Kurz sería interrogado por un juez, debido a su condición especial de canciller y no por fiscales, como suele ser el caso.

Kurz ha dicho que espera ser acusado, pero no condenado y que no renunciará si lo acusan. La justicia sospecha que Kurz había mentido el año pasado ante los diputados que querían saber si él había intervenido en la designación de un familiar, Thomas Schmid, a la cabeza de un ‘holding’ público. El canciller, que había declarado bajo juramento, negó entonces cualquier intervención al respecto.

A principios de este mes, el exlíder de extrema derecha y vicecanciller, Heinz-Christian Strache, de 52 años, fue condenado por el tribunal de Viena a una pena de prisión condicional de 15 meses, con pena en suspenso, en un caso de corrupción vinculado al escándalo de Ibizagate.

Heinz-Christian Strache, quien rechaza las acusaciones, fue condenado por haber favorecido a una clínica privada a cambio de 10.000 euros destinados a su partido y a unas vacaciones en Grecia. El expresidente del poderoso Partido de la Libertad (FPÖ) vio cambiar su destino en mayo de 2019 cuando se filtró a la prensa un video filmado dos años antes en Ibiza, España, donde Strache aparecía ofreciéndole contratos públicos a una mujer, que se hace pasar por la sobrina de un oligarca ruso, a cambio de apoyo electoral.

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados