Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Carne

POLÍTICA

Contra el campo: el Gobierno levanta el cepo a la carne pero impone nuevas trabas a la exportación de maíz

Se abre un nuevo capítulo entre el Ministerio de Agricultura y la Mesa de Enlace.

banner

El Gobierno nacional, a través del Ministerio de Agricultura, oficializó la flexibilización de medidas para exportar vacas a China, tal como había prometido el ministro Julián Domínguez semanas atrás a la Mesa de Enlace el nuevo funcionario. El anuncio se da luego de la salida de Paula Español de la Secretaría de Comercio Interior y a quien algunos sectores señalan como responsable que la medida aplicada en los últimos meses para mantener el precio interno de la carne.

La medida se comunicó a través del Decreto 700/21 que lleva la firma del presidente Alberto Fernández; Julián Domínguez; su par de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas; y el jefe de Gabinete Juan Manzur. A través de este texto se modificó el decreto 408 del 22 de junio pasado que impuso un cepo del 50% a los embarques, excepto las cuotas asignadas para vender a Europa y los Estados Unidos.

En primer término, el documento amplía las facultades del Ministerio de Agricultura sobre la organización respecto a las exportaciones que hasta el momento eran de la cartera de Desarrollo Productivo. «El Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca administrará y determinará hasta el 31 de diciembre de 2021 el total de toneladas exportables para aquellas mercaderías cárnicas de origen bovino no incluidas en el artículo precedente», explica y subraya que creará una Mesa de Coordinación del Sector Cárnico.

Por otro lado, la norma plantea que el Gobierno libera la faena de 140.000 vacas y, ante esto, se impondrá un tope por compañía: cada empresa frigorífica recibirá entre 50 y hasta 100 toneladas para embarcar dependiendo de su proceso productivo. «Otórganse hasta cien toneladas (100 t) mensuales por empresa que tenga establecimiento faenador y hasta cincuenta toneladas (50 t) mensuales por empresa que tenga establecimiento procesador, de carne vacuna para exportación proveniente de la categoría vacas cuya conformación sean de tipo D o E», remarcaron.

Si bien el Gobierno se hizo eco de uno de los reclamos del campo, desde la Casa Rosada abrieron un nuevo frente de disputa con una medida contra la exportación de trigo. El Gobierno definió que, a partir de ahora, los exportadores deberán presentar las declaraciones juradas de exportación de la cosecha de maíz 2020/2021. Luego, Agricultura deberá comprobar que esas compras se encuentran ya en los barcos y tienen una fecha estimada de llegada a destino.

«Seguir interviniendo y burocratizando los mercados es una pésima señal que trae desconfianza en los productores. Ya lo vivimos desde abril con la carne y ahora con el maíz», dijo el presidente de la Sociedad Rural, Nicolás Pino. Los productores señalan que esta nueva medida retrasará la salida de toneladas de trigo preparados para salir desde al exterior. Sin embargo, desde el Ejecutivo remarcan que no se verán afectadas las producciones sino que apelan a profundizar el control a fin de ordenar el escenario comercial.

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados