Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Juan Román Riquelme
Juan Román Riquelme y Rodolfo D'Onofrio.

BOCA JUNIORS

Riquelme reveló la verdadera historia del «asado pendiente» que tiene con Rodolfo D’Onofrio

El vicepresidente de Boca tiene una buena relación con el presidente de River.

Rodolfo D’Onofrio es el presidente de River y Juan Román Riquelme, el vicepresidente de Boca. Los dos representan dirigencialmente a los clubes más importantes y trascendentes del país, pero tienen una buena relación entre ellos a pesar de la rivalidad deportiva. Esta semana, el titular del Millonario reveló que hay un «asado pendiente» con el ídolo del Xeneize y Román se encargó de contar la verdadera historia.

«El otro día cuando nos ganaron por penales, yo estaba en el micro yéndome y me golpean el vidrio; era él y me hizo seña como que me iba a invitar a un asado. Estoy esperando el asado», reveló D’Onofrio. «La única que le jugué un asado se lo gané, estoy esperando. Me está debiendo un asado. Con Riquelme tengo una relación de muy buena que viene de cuando él no era dirigente y nos encontrábamos en algún medio», agregó.

«Es verdad, es verdad, hay un asado pendiente. Yo le tengo mucho respeto a Rodolfo (D’Onofrio). No me acuerdo en qué partido fue pero a mí me encanta comer asado y tomar mate. Lo vamos a hacer cuando se pueda», fue la respuesta de Riquelme. «Después de las dos eliminatorias que ganamos nosotros estamos iguales o me debe alguno él. Rodolfo cuenta solamente las veces que gana, cuando pierde no dice nada jaja», expresó el ídolo.

La expulsión a Rojo

En una charla con «Superfútbol» (TyC Sports), Riquelme también habló de la expulsión a Marcos Rojo en el Superclásico. «Hasta la expulsión, el partido era parejo e iba a ser muy parejo. Después de la expulsión, es difícil. Creo que no habíamos llegado a los 20′. 70 o 75′ con uno menos, mayormente es complicado. Nos expulsan a un jugador que para nosotros es muy importante. Repito: la primera para mí no es falta», aseguró.

Román expresó que el partido cambió por completo después de la tarjeta roja e inclinó la cancha a favor del equipo local. «La segunda, Marcos, con la edad que tiene, por ahí podía evitar ese choque. Pero él juega así, al 100%, no se guarda nada. Y a partir de los 20′, ya con uno menos, el partido se hizo totalmente diferente a lo que Boca venía haciendo anteriormente», sentenció Riquelme sobre lo ocurrido.

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados