Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Río Paraná

SOCIEDAD

Ola de calor y sequía en Argentina: qué consecuencias trae la bajante del Río Paraná

!-- nota movil abajo titulo reponsive -->

La situación preocupa a los residentes porque afecta a las aguas destinadas para consumo humano.

Esta semana gran parte de la Argentina vive una ola de calor extrema con temperaturas superiores a los 40 grados en Ciudad y provincia de Buenos Aires, Santa Fe, Santiago del Estero y Tucumán, entre otras. En ese marco, Prefectura Naval informó que el Río Paraná descendió 44 centímetros por debajo de cero. La situación preocupa a los residentes que deben enfrentar las consecuencias.

En Paraná, la capital de Entre Ríos, el río descendió este a menos 44 centímetros del nivel del mar, superando las marcas de 1971 de 0,50 metros, de 2020 y 1970 a cero metros, informó Télam. En ese marco, Juan Borus, subgerente de Sistemas de Información y Alertas Hidrológicas del Instituto Nacional de Agua explicó en declaraciones a AM1030 los peligros que ocasiona la bajante.

“Es un hecho muy persistente, un escenario que estamos viviendo hace dos años y medio y la bajante del Paraná, cumpliríamos dos años en marzo. Es la bajante más larga que sufrimos en los últimos 80 años”, indicó el especialista. En ese punto, sostuvo que el problema es la persistencia de la bajante relacionada con la sequía generalizada de la región que es muy intensa.

A la sequía se le suma la ola de calor que afecta a la Argentina desde el martes pasado. El Servicio Meteorológico Nacional (SMN) pronosticó tanto para Santa Fe como Entre Ríos temperaturas máximas entre 40 y 41 grados. En el caso de la primera provincia, las lluvias recién llegarían el sábado a la noche para aliviar un poco el calor extenuante y ayudar a la crecida del río.

Consecuencias: contaminantes y consumo humano

“La cantidad de gente que vive en la ribera ha crecido y eso significa un mayor consumo de agua, con aguas muy bajas se condicionan la manera en que se toma el agua fluvial”, explicó el experto. En ese punto, también sufre complicaciones la calidad del agua “porque los contaminantes se concentran mucho más en el agua reducida que en la normal”.

Borus relacionó lo ocurrió con el cambio climático, sin embargo sostuvo que se espera el resultado de las investigaciones. “El tema del cambio climático obviamente está siendo observado y seguido, es una situación especial la que estamos viviendo”, expresó. Por último, manifestó: “Como hidrólogo, lo que yo suelo decir es que esta variabilidad climática que tenemos, es la manifestación más evidente del cambio climático”.

El Intrasigente, República Argentina © Copyright 2020 // Todos los derechos reservados