¡Descubrí los detalles que tiene el nuevo avión privado del rey Guillermo y la reina Máxima!

Los reyes de Holanda podrán ducharse a bordo del "Boeing 737 Business Jet" que incorpora la última tecnología.
<a href="https://elintransigente.com/celebrities/2019/07/17/descubri-los-detalles-que-tiene-el-nuevo-avion-privado-del-rey-guillermo-y-la-reina-maxima/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-07-17T08:33:37-03:00">julio 17, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-07-17T08:33:38-03:00">julio 17, 2019</time></a>

En primer lugar, según informaron los medios internacionales (por el momento) ni los reyes de Holanda, ni los miembros del gobierno del país han estrenado el nuevo avión privado. Lo cierto es que los ciudadanos de los Países Bajos ya conocen prácticamente cada detalle de este medio de transporte que se presentaba hace solo unos días ante los medios de comunicación, el cual se pondrá en servicio el próximo mes de agosto.

Según la prensa local, que desveló cómo es el aparato y con qué prestaciones cuenta, destaca que el vehículo tiene un exclusivo y lujoso baño con ducha incorporada que permitirá a sus ocupantes asearse durante los viajes, pero estos últimos deberán tener en cuenta que solo podrán hacerlo durante 20 minutos en total, pues es la capacidad de agua que posee la aeronave.

Concretamente, estamos frente al “Boeing 737 Business Jet” (BBJ) cuyas dimensiones sorprendieron a quienes ya conocen por dentro al avión privado. Su valor aproximado es de 90 millones de euros, tal y como revelan los medios holandeses. Además, se sabe que podrá ser pilotado por el propio rey Guillermo, ¿el motivo? La aerolínea responsable de este avión es KLM y, precisamente, es en esta compañía donde el esposo de Máxima de Holanda está autorizado para operar.

Otro detalle, que no es menor, es que el fantástico aparato cuenta con tanques de queroseno adicionales y está preparado para realizar vuelos transoceánicos, es decir, tanto Guillermo de Holanda como el resto de pilotos podrán volar sin escalas desde los Países Bajos. En cuanto al diseño, predomina la madera de nogal y cuenta con cómodos sillones plagados de cojines con motivos holandeses como los tulipanes, los molinos de viento o los canales.

Además, el Boeing dispone de la última tecnología, entre estas: grandes pantallas planas (una de ellas de 42 pulgadas), conexiones USB por todas partes, sistema de audio y video a la carta, altavoces integrados no visibles y transmisión de vibración de sonido en cabina sobre paneles (por lo que el ruido en cabina se reduce notablemente). Se puede decir que a Máxima y Guillermo de Holanda nada les va a faltar, es más, podrán organizar sus actos oficiales mientras van camino a ellos o relajarse y disfrutar del viaje.

Por otro lado, resaltamos que desde afuera no parece un avión holandés, sino una típica aeronave comercial, pero los detalles son muy “sutiles” (por decirlo de alguna forma). Ahora bien, tal y como explicó John Pritchard, director de Fokker, el tono azul característico del Gobierno está muy presente en el medio de transporte y el naranja únicamente aparece en lugares muy puntuales, como por ejemplo, el ala de la aeronave.

Por último y en cuanto al interior, curiosamente hace recordar al despacho del rey Guillermo, quizá esto sea para que le resulte más cómodo viajar y, sobre todo, para que pueda trabajar con mayor comodidad mientras llega a destino. Cabe destacar que este avión se suma a otro estreno de los reyes de Holanda, debido a que, hace unos meses estrenaron su residencia de Huis ten Bosch.