Por qué Zac Efron no deja de sorprendernos

Foto: Zac Efron / Twitter

La actuación dramática en su última película ha asombrado al público.
<a href="https://elintransigente.com/celebrities/2019/08/11/por-que-zac-efron-no-deja-de-sorprendernos/" rel="bookmark"><time class="entry-date published updated" datetime="2019-08-11T22:06:02-03:00">agosto 11, 2019</time></a>

El carismático actor Zac Efron no deja de sorprender a sus seguidores con lo variado de sus interpretaciones. Y es que el el sexy protagonista de High School Musical ha pasado por una marcada evolución de personajes, desde que saltara a la fama en 2006. Su última interpretación en Ted Bundy: Durmiendo con el asesino, fue el nuevo reto al que se enfrentó el actor de 32 años, que ha demostrado cómo ha madurado en su carrera.

Ver esta publicación en Instagram

It’s here! Link to full teaser in bio #ExtremelyWickedShockinglyEvilAndVile

Una publicación compartida de Zac Efron (@zacefron) el

Después de su trabajo en El gran showman, donde presumió su calidad vocal, su condición física y su capacidad actoral, demostrando así cuánto ha evolucionado en las películas musicales, Efron entró en la piel de Ted Bundy, un secuestrador, violador y asesino de mujeres que pasó más de 10 años negando los crímenes cometidos. Bundy era conocido como ‘el asesino de estudiantes’, y aunque el número real de víctimas se desconoce, se comprobaron al menos 30 asesinatos.

La película, dirigida por Joe Berlinger (director de la serie de Netflix Conversaciones con un asesino: Las cintas de Ted Bundy) cuenta la historia del criminal desde la perspectiva de Elizabeth Kloepfer (interpretada por Lily Collins), una madre soltera quien fuera la novia de Bundy durante su detención. Ella cree en su inocencia incluso cuando todo parece indicar lo contrario.

La película casi no muestra violencia, una decisión deliberada de Berlinger, pues considera que las recreaciones de crímenes tienen un efecto adormecedor que desensibiliza al público. Por su parte, el actor de Baywatch tuvo sentimiento encontrados hacia el papel ya que no quería hacer algo que enalteciera al crimen o empatizar al asesino. “Tenía muchas reservas sobre interpretar a un asesino en serie, especialmente uno tan popular como Ted Bundy”, explicó.

Pero el guión, que Michael Werwie adaptó de las memorias de Klopfer de 1981, El príncipe fantasma: mi vida con Ted Bundy, terminó por convencerlo, pues fue diferente de lo que esperaba. “Me gustó la idea de llamar la atención sobre el elemento de Ted Bundy que era tan carismático, y que fue capaz de conquistar al mundo y, sin embargo, ser tan malvado y engañoso. “Realmente tuve que mirarlo y sentirlo, y fue muy incómodo.” expresó el actor.

Aunque Efron ha hecho otros papeles memorables en películas románticas como Cuando te encuentre, y Siempre a mi lado, el de Ted Bundy ha sido una de sus mejores interpretaciones, ya que supo manejar al personaje y mostrar en pantalla una increíble interpretación de este asesino. “Honestamente, si me hubieras pedido que intentara hacer esto hace unos años, no creo que hubiera sido capaz. No creo que hubiera salido con un producto sólido”, dijo el actor.

Tanto Efron como Collins, han recibido elogios críticos por sus actuaciones, desde el estreno de la película en el Festival de Cine de Sundance a principios de este año. Aunque ninguno de los dos actores son seguidores de películas de este género, pero decidieron dar el salto a la oscuridad de esta historia juntos. Los dos han sido amigos desde hace más de una década, cuando Collins era una reportera adolescente de Nickelodeon, que entrevistó a Efron en la alfombra naranja.