Leandro Grimi: “Todavía tenía mucho para dar en Racing”

Una de las piezas claves del título logrado por Racing en 2014 se refirió a su salida de la institución.
<a href="https://elintransigente.com/deportes/2019/07/15/leandro-grimi-todavia-tenia-mucho-para-dar-en-racing/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-07-15T16:30:01-03:00">julio 15, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-07-15T17:12:07-03:00">julio 15, 2019</time></a>

Leandro Grimi, uno de los titulares indiscutidos de Racing en el último tiempo, contó en una entrevista con el portal Racing de Alma todos los detalles con respecto a su salida del conjunto de Avellaneda. El actual jugador de Newell´s se refirió a su relación con Eduardo Coudet, la deuda en la Copa Libertadores y también al campeonato logrado en 2014.

El lateral izquierdo, una de las piezas claves del Racing campeón del Torneo de Transición, indicó que ese momento fue una de los mejores situaciones que vivió: “Detrás del nacimiento de mis hijos y mi familia, está ahí. Fue un momento muy importante para todos. Ese plantel se preparó para eso, se juntaron jugadores en junio y ya en diciembre estábamos saliendo campeones. Era un grupo que estaba mentalizado y quería eso. Creo que el de 2014 fue el plantel que cambió al club, en todos los aspectos. Hoy la gente va más tranquila al Cilindro, va a ver ganar a Racing”, expresó.

Grimi se fue con el pase en su poder de la Academia luego de no ser tenido en cuenta por Eduardo Coudet: “No tengo rencor. Sólo que uno muchas veces pretende que se manejen de la misma forma en la que uno se manejaría con la otra persona. Pero bueno, no siempre es así, no todos somos iguales ni nos comportamos de la misma manera. Uno tiene que aceptar eso y por eso te digo que me pone muy contento que Racing haya salido campeón. Juega muy bien y es un justo ganador. Realmente no tengo rencor contra nadie”, remarcó.

En relación a la Copa Libertadores, en la cual el conjunto de Avellaneda no pudo avanzar de cuartos de final, el hombre de 34 años destacó: “Creo que también fue una deuda con nosotros mismos. Queríamos regalarle una copa a la gente y no pudimos. No hicimos malos papeles tampoco, pero bueno, era esa la deuda que nos quedaba. Ojalá que este Racing lo pueda lograr, porque este es un club en pleno crecimiento, está avanzando muchísimo”, sentenció.

También se refirió al dolor que sintió luego de haberse ido de La Academia: “Mi salida de Racing no era mi intención, pero es algo que quedó atrás. Por suerte, enseguida pude firmar en el club de mis amores, del cual soy hincha de chiquito, el que me emocionó y me motivó a ir por más siempre. La dirigencia siempre me ha tratado excelentemente y se han portado muy bien conmigo. La llegada de Milito al cargo que tiene hoy fue fundamental. Lo que pasó ya está, ya pasó, no podemos hablar de lo que podría haber pasado”, recordó.

En relación a este tema, Grimi agregó: “Claramente tenía mucho más para dar. La verdad es que sí, pero es lo que pienso yo. Yo me sentía y había vuelto muy bien. Acá en Newell´s hice toda la pretemporada, jugué los amistosos y la Copa Santa Fe, me sentía bárbaro. Después tuve una mala suerte impresionante, se me formó un edema por una patada en la rodilla y eso lleva mucho tiempo”, apuntó.

En el cierre de la nota, el jugador del conjunto rosarino expresó que no se ve como un ídolo de la institución: “Ídolos son Milito, Licha López, el Chango CárdenasLeandro Grimi fue un jugador que ha dado todo lo que tuvo por Racing. Tanto afuera como adentro de la cancha siempre estuve a disposición como lo he hecho siempre. No me parece que sea ídolo, si me pongo a nombrar a los ídolos del club no terminamos más”, concluyó.