Fuente: Web de Fábrica Suschen SA

¡Adiós a la niñez!: por la crisis cerró la fábrica de una histórica golosina

De esta manera, más de 100 personas se quedaron sin trabajo.
<a href="https://elintransigente.com/economia/2019/07/12/por-la-crisis-cerro-la-fabrica-que-elaboraba-una-historica-golosina-de-la-ninez/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-07-12T17:31:48-03:00">julio 12, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-07-12T18:09:18-03:00">julio 12, 2019</time></a>

En el día de hoy se conoció la noticia de que la empresa Suschen SA, la creadora de la histórica golosina infantil conocida como “Mielcita”, finalmente cerró sus puertas dejando a 100 trabajadores sin trabajo y a sus familias sin el sustento diario. Esta fábrica se encuentra ubicada en el partido bonaerense de La Matanza.

La compañía alimenticia baja sus persianas luego de más de cuatro décadas de funcionamiento, 43 años para ser más específicos, en los que se dedicó a la producción de diversos tipos de golosinas. Además de la conocida “Mielcita”, fabricaba los jugos “Naranjú”, así como también tapas de alfajores, obleas y bizcochitos.

La firma posee su planta en la calle Manuel Estrada al 295 de la localidad matanzera de Rafael Castillo desde su inauguración en el año 1976. Sin embargo, debió cesar de funcionar a raíz de diversos problemas económicos, entre ellos, la acentuada caída del consumo y la imposibilidad de poder obtener financiamiento por las elevadas tasas de interés.

Estos inconvenientes condujeron a la quiebra de la empresa. Sin embargo, el inconveniente no termina aquí, sino que, por el contrario, se agrava debido a que desde la compañía aseguraron que, al menos de momento, se encuentran verdaderamente imposibilitados de poder afrontar el resarcimiento monetario de los operarios despedidos.

Así lo afirmó el delegado fabril, José Luis Ledesma en un diálogo con Radio 10. “Ayer nos dijeron ‘hasta acá llegamos’ y nos anunciaron el cierre de la fábrica Suschen, que produce las mielcitas y otras golosinas. Quedan 105 familias en la calle. No pagan ni las indemnizaciones”, expresó para luego profundizar en la situación que atraviesan.

“Tenemos mayoritariamente trabajadores mujeres, soportes de familia, algunas con hijos discapacitados. Nos echaron, nos ataron las manos para que esto no ocurriera. Por los malos manejos estamos pasando esta triste situación. Hemos acudido a todos los canales (de negociación) como correspondía, sin sortear nada”, señaló.

Varios empleados y sus familias se acercaron hasta el inmueble donde viven los propietarios de la fábrica, Roberto y Maximiliano Duhalde, para protestar y exigirla una solución. Asimismo, esperan que la Secretaría de Trabajo intervenga en este conflicto y pueda instar a la continuidad de la compañía productora de golosinas.