“La idea de Fernández es que Macri le haga el trabajo sucio si es que es elegido presidente. Lo que está…”

¡Luis Majul quedó en medio de una nueva polémica en La Cornisa!
<a href="https://elintransigente.com/espectaculo/2019/09/07/el-peronismo-es-como-un-golpeador-que-se-disfraza-de-feminista-el-oficialismo/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-09-07T18:57:25-03:00">septiembre 7, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-09-07T19:03:31-03:00">septiembre 7, 2019</time></a>

Luego del resultado de las PASO, que resultó un durísimo golpe para Mauricio Macri y sus funcionarios, diferentes intelectuales analizan que sucederá de cara a las próximas elecciones de octubre, donde se decidirá quien será el presidente a partir de diciembre; por supuesto, cada analista tiene su opinión pero, hasta ahora, nadie había sido tan sincera como Laura Di Marco, la escritora y periodista estuvo en La Cornisa, el programa de Luis Majul, y fue absolutamente sincera, diciendo que el peronismo “es como un golpeador que se hace el feminista”.

Ver esta publicación en Instagram

Esta noche en #LaCornisa Gran polémica!

Una publicación compartida por Laura Di Marco (@_lauradimarco) el

Pero eso no fue todo. “Estamos muy formateados por el sentido común del justicialismo. Si se ve la película completa, todos los presidentes no peronistas terminaron ahogados económicamente más allá de sus propios errores. La Argentina tiene instituciones muy frágiles, depende de dos dirigentes que tienen una mala relación personal y que no son capaces de ponerse de acuerdo”, escribió la intelectual de manera muy directa.

La periodista también hizo referencias a la falta de diálogo entre Mauricio Macri y Alberto Fernández cuyas “desavenencias e infantilismos hacen que los argentinos estemos otra vez en una situación de angustia económica. El cepo lo había sugerido Fernández y Macri está haciendo lo que el candidato del Frente de Todos había pedido como la reestructuración de la deuda”, remarcó la mujer.

“La idea de Fernández es que Macri y Lacunza le hagan el trabajo sucio si es que es elegido presidente. Lo que está complicando todo es la imposibilidad de este país de hacer un acuerdo político. El oficialismo abusó del miedo a que vuelva el cuco en lugar de generar entusiasmo por el proyecto de país que ellos querían tener”, señaló Di Marco pero no se detuvo allí y luego fue más precisa sobre el futuro.

“Macri debería, para generar una modificación en la cultura de que ningún presidente peronista termina a tiempo su mandato, entregarle a tiempo el mando a Alberto Fernández y tener una transición ordenada. Es muy importante para la Argentina. Debería centrarse en la gobernabilidad y en cumplir los plazos y tener un gesto de generosidad”, opinó la intelectual, y luego habló de la marcha ciudadana, solicitada por Luis Brandoni, en apoyo de Cambiemos.

“Fue una innovación con gente grande que ya vio esta película. Ese grupo ganó las calles y tiene emoción. Hay ocho millones de personas que votaron en contra del kirchnerismo. Es gente que ha salido por valores en el peor momento económico de la Argentina”, cerró su discurso Laura. Posteriormente, la escritora publicó un extenso texto sobre el candidato del kirchnerismo y su estrategia electoral de cara al futuro.

“Luego de la dureza del comunicado de Alberto Fernández contra el Fondo Monetario Internacional (FMI), los mercados financieros volvieron a temblar, con una nueva escalada del dólar y el riesgo país. ¿Por qué el candidato presidencial del Frente de Todos radicalizó su discurso empujando a que el único prestamista de la Argentina no desembolse los US$5400 millones pactados en el acuerdo con el oficialismo?”, se preguntó la periodista.

“Algunas versiones hablan de una charla entre Fernández y Cristina Kirchner en la que la ex presidente instó a su compañero de fórmula para que radicalice su discurso, ofendida por la marcha de apoyo a Mauricio Macri, la moderación de su ex jefe de Gabinete y algunos reveses judiciales que sufrió durante la semana. Ese combo, según circula en el Gobierno, habría detonado la conversación en la que Alberto Fernández decidió avanzar con un discurso confrontativo hacia el Fondo Monetario y la administración macrista, sin tener en cuenta la fragilidad financiera del país. Desde las trincheras del Frente de Todos desmienten esta versión y aseguran que se trata de una estrategia de endurecimiento con el FMI para que no le achaquen a Fernández un préstamo que él no negoció”, remarcó Di Marco.