¡Es un hecho! Trump confirmó una controversial operación contra los inmigrantes ilegales

Fotografía tomada de la cuenta Twitter @realDonaldTrump

En otra de sus movidas, también buscará ingresar la pregunta de la nacionalidad al censo del próximo año.
<a href="https://elintransigente.com/mundo/2019/07/12/es-un-hecho-trump-confirmo-una-controversial-operacion-contra-los-inmigrantes-ilegales/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-07-12T14:39:24-03:00">julio 12, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-07-12T14:40:06-03:00">julio 12, 2019</time></a>

Desde antes de llegar a la presidencia de Estados Unidos, Donald Trump siempre apuntó a cerrarle el paso a las caravanas de migrantes provenientes de México y de países de Centroamérica, como Guatemala y El Salvador. Ahora, ya en el poder desde el 2016, el republicano ha arremetido sin piedad contra las personas que se encuentran en situación irregular en territorio estadounidense. Por ello, con este nuevo anuncio hecho este viernes el mandatario vuelve a mostrar que sus políticas migratorias, no son un juego.

“Ellos vinieron de forma ilegal”, dijo Trump a los periodistas en la Casa Blanca. “Van a sacar a la gente y llevarlas de vuelta a sus países”, añadió, según lo citado por la agencia NA. El presidente de Estados Unidos con esta información confirma que a partir de este fin de semana comenzará una operación masiva para deportar a aquellos migrantes que se encuentren en una condición irregular en el país.

De acuerdo a un reporte publicado este jueves por el diario norteamericano The New York Times, esta operación comenzaría el domingo y podría afectar a unas 2.000 personas en al menos 10 ciudades, como Chicago, Los Angeles, Miami y Nueva York. Asimismo, el accionar también podría incluir “deportaciones colaterales”. Esta controversial decisión del mandatario estadounidense data desde junio.

Hace poco menos de un mes, Trump anunció que su Gobierno deportaría a “millones de extranjeros ilegales”. La política migratoria ha sido el principal eje de su administración, lo fue durante su anterior campaña y lo sigue siendo ahora que protagoniza la búsqueda por ser reelegido en las elecciones de 2020. El republicano ha hecho incluso que México se ponga de su lado para evitar que las caravanas de migrantes ingresen a Estados Unidos. “México está haciendo un excelente trabajo en la frontera”, dijo recientemente en su cuenta de Twitter.

La operación que comenzaría este domingo, ya estaba programada, pero había sido retrasada con el fin de darle tiempo al Congreso para realizar las medidas de seguridad correspondientes a adoptar en el paso fronterizo. Por su parte, los demócratas están totalmente en contra de esta medida. Para este espacio político estos planes amenazan a una comunidad que ha vivido desde hace años en este país. Además, muchas de esas familias ya cuentan con hijos de nacionalidad estadounidense.

Incluso, el miedo al comienzo de las deportaciones ha hecho que distintas asociaciones distribuyan manuales sobre qué hacer en caso que los agentes federales los detengan. En estos textos se explica sobre cuáles son los derechos y cómo comportarse si se presenta esta situación. En este contexto, este tipo de organizaciones se han unido para demandar al fiscal general, William Barr, y a agencias involucradas en estos procesos, porque supuestamente la deportación en sí es una violación hacia los derechos humanos.

Pero eso no es todo, Trump también quiere introducir en el censo nacional que se realizará en 2020, una polémica pregunta que buscará interrogar a los ciudadanos sobre su procedencia, es decir, sobre su nacionalidad. Este jueves se conoció que a pesar de que el Congreso prohibió la medida, el presidente aprobará la moción a través de un decreto. Según investigaciones de la oficina del censo, en la actualidad hay entre 1,6 y 6,5 millones de inmigrantes, y en su mayoría son hispanos. Si esto se concreta, este mismo estudio revela que es probable que estos ciudadanos evadan la respuesta por miedo a que puedan ser perseguidos.