Gobierno de Zimbabue quiere llevar a Mugabe a un monumento y la familia se niega

El dictador quedó resentido por la forma como fue removido del poder.
<a href="https://elintransigente.com/mundo/2019/09/08/gobierno-de-zimbabue-quiere-llevar-a-mugabe-a-un-monumento-y-la-familia-se-niega/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-09-08T23:02:12-03:00">septiembre 8, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-09-09T01:28:59-03:00">septiembre 9, 2019</time></a>

La familia del fundador de Zimbabue, Robert Mugabe, está rechazando el plan del Gobierno de enterrarlo en el monumento National Heroes Acre en Harare y quiere que sea enterrado en su pueblo natal, dijeron tres familiares a Reuters. Los zimbabuenses han estado confundidos sobre cuándo y dónde podrían presentar sus últimos respetos al dictador.

Murió en un hospital de Singapur el viernes después de una larga enfermedad, a sus 95 años de edad. Mugabe había dominado la política de Zimbabue durante casi cuatro décadas desde la independencia en 1980 hasta que fue removido por su propio ejército en un golpe de estado en noviembre de 2017. Venerado por muchos como un libertador.

Lo miran como el hombre que liberó a su pueblo del dominio de las minorías blancas, Mugabe fue atacado por otros por destruir una de las economías más prometedoras de África y aplastar sin piedad a sus oponentes. El Gobierno de Zimbabue anunció en un memorando enviado a las embajadas el domingo que planeaba celebrar un funeral de Estado.

El Estadio Nacional de Deportes sirvió para rendir honores a Mugabe. Eso ocurrió el sábado, con una ceremonia de entierro el domingo, pero no se dijo dónde se realizaría el sepelio. La elección del lugar de descanso de Mugabe ha sido un tema de discusión desde que el periódico Zimbabwe Independent informó el mes pasado que la familia Mugabe rechazaría la oferta de un entierro en National Heroes Acre.

Ese es un sitio reservado para los héroes del país. El dictador no quería ser llevado a ese lugar por la forma como fue removido del poder. Si Mugabe está enterrado en la aldea de Kutama, a 85 kilómetros de Harare, sería una gran reprimenda de su sucesor, el presidente Emmerson Mnangagwa, y del partido gobernante ZANU-PF que el “libertador” ayudó a fundar.

Un pariente de Mugabe que está ayudando con los arreglos del funeral dijo a Reuters que la familia se había comprometido a aceptar celebrar un funeral de Estado dirigido por el Gobierno el sábado, pero insiste en que Mugabe sería enterrado en Kutama, su lugar de nacimiento. El familiar, hablando desde Singapur, pidió no ser identificado.

Mugabe fue considerado durante mucho tiempo como un “insumergible”, quien sufrió el abandono progresivo de sus fieles. A finales de 2017, tras un golpe de Estado del ejército apoyado por su partido Zanu-PF, el entonces jefe de Estado más longevo del planeta se vio obligado a dimitir. Dejó un país sumido en una profunda crisis económica.