La Unión Europea abrió una investigación por la posible fusión entre Boeing y Embraer

Las dos compañías aéreas reaccionaron afirmando que el proyecto conjunto "sigue sujeto a la aprobación regulatoria".
<a href="https://elintransigente.com/mundo/2019/10/05/la-union-europea-abrio-una-investigacion-por-la-posible-fusion-entre-boeing-y-embraer/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-10-05T01:00:18-03:00">octubre 5, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-10-05T01:00:19-03:00">octubre 5, 2019</time></a>

La Comisión Europea, una de las siete instituciones de la Unión Europea, dio a conocer este viernes que abrió una “investigación en profundidad” sobre la posible fusión empresarial entre los grupos aeronáuticos brasileño Embraer y estadounidense Boeing. Este anuncio tiene lugar en medio de un contexto de fuerte tensión entre estadounidenses y europeos.

“Esta investigación debe permitir evaluar el proyecto de creación de dos empresas conjuntas por parte de Boeing y Embraer a la luz de la normativa de la UE sobre concentraciones. La Comisión teme que la operación reduzca la competencia en el mercado de aviones comerciales. Queremos asegurarnos de que las concentraciones en el sector de la aviación comercial no reduzcan de forma significativa el ejercicio de una competencia efectiva sobre los precios y el desarrollo de los productos”, explicó Margrethe Vestager, comisaria de Competencia, en el comunicado oficial.

La anexión consiste en desarrollar una empresa conjunta que esté controlada en exclusividad por Boeing y que reanudaría las actividades de Embraer a nivel global para el ámbito de la aviación comercial (desarrollo de productos, producción, marketing, servicios). Además, se crearía una segunda compañía conjunta controlada por las dos firmas y y que se encargaría de la comercialización de la aeronave militar Embraer KC-390.

“La Comisión Europea teme que la operación prevista suprima al tercer competidor mundial, Embraer, en el mercado de la aviación comercial, ya muy concentrado. Podría traducirse en una subida de los precios y una reducción de opciones”, agregó la misiva. La unión entre Boeing y Embraer es considerada como una respuesta a una alianza estratégica similar de hace dos años entre Airbus y Bombardier.

Por su parte, Boeing y Embraer no se quedaron callados y en otro comunicado sostuvieron que “el proyecto conjunto sigue sujeto a la aprobación regulatoria” y que “superó la evaluación de las autoridades estadounidenses”. “Colaboraremos con la investigación de la UE, pero eso nos obliga a retrasar nuestros planes iniciales de terminar la coempresa a finales del 2019. Ahora se demorará hasta principios del 2020“, sentenciaron.