“De ninguna manera el allanamiento a Camioneros es una cuestión política”

Tras el operativo impulsado por la Justicia, el fiscal general adjunto de Lomas de Zamora, Sebastián Scalera, brindó detalles de la causa que vincula a la familia Moyano.
<a href="https://elintransigente.com/politica/2019/05/07/de-ninguna-manera-el-allanamiento-a-camioneros-es-una-cuestion-politica/" rel="bookmark"><time class="entry-date published updated" datetime="2019-05-07T09:25:13-03:00">mayo 7, 2019</time></a>

Sebastián Scalera, fiscal general adjunto de Lomas de Zamora, brindó detalles de las investigaciones que se hicieron en las instalaciones del sindicato de Camioneros. “Estos son los allanamientos que en octubre denegó el juez Carzoglio junto con el pedido de detención de Pablo Moyano», resaltó.

“La cámara penal en diciembre resolvió remitir el expediente para que el juzgado de garantías reevaluara la necesidad de realizar esos doce allanamientos», informó Scalera. Por otra parte, advirtió que esta iniciativa de la Justicia no tiene ningún fin político. “Esto viene siendo investigado desde marzo de 2017. Tanto la fiscalía como el juzgado han actuado de manera independiente”, explicó. Los allanamientos se dieron en el marco de una investigación que lleva meses en desarrollo.

Según Scalera, la presunta relación entre la barra brava de Independiente y el sindicato de Camioneros es una hipótesis que se viene investigando desde hace un tiempo. “Entendemos que esta relación está más que acreditada”, manifestó y agregó: “Han colaborado en la investigación Pablo ‘Bebote’ Álvarez y Damián Langaronne que son dos personas de la barra brava de Independiente”. El fiscal puntualizó que estas personas aportaron diferentes elementos de interés que demuestran la vinculación.

“Hacen referencia a un acuerdo que Pablo ‘Bebote’ Álvarez llega con Pablo Moyano antes de la renuncia del presidente Cantero a su cargo en el club Independiente, acuerdo que se produce a principios de 2014”, comentó Scalera. Este operativo, consistió en darle una serie de concesiones a la barra brava a cambio de que estos induzcan la renuncia de Cantero.

Por otra parte, el fiscal mencionó el financiamiento fraudulento de la barra brava de Independiente. La investigación confirmó que Christian Bragarnik es uno de los agentes que le proporcionaba dinero a las barras para que no insulten ni hostiguen a los técnicos del club. Según informó un periodista del programa radial Cada Mañana, desde octubre, Moyano y el sindicato de Camioneros estaban anoticiados de que podía llegar a producirse una serie de allanamientos.

Ayer se desarrollaron una serie de allanamientos en las sedes del sindicato de Camioneros. Los líderes de esta organización inmediatamente después de estos procedimientos dijeron: “No tenemos nada que esconder”. En las instalaciones ingresaron 150 efectivos de Gendarmería, quienes también participaron del operativo. Pablo Moyano, por su parte, se quejó y declaró que esto es “peor que los milicos”.

Los Moyano se encuentran muy comprometidos debido a sus presuntos manejos fraudulentos dentro del sindicato de Camioneros y su relación con la barra brava de Independiente. Las investigaciones se llevarán a cabo en dos dependencias de la provincia de Buenos Aires y en siete ubicadas en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, según una disposición del juzgado de garantías Nro. 9 de Lomas de Zamora.