¿Por qué convocan a una huelga de redes sociales?

Larry Sanger, cofundador de Wikipedia, tiene un claro motivo.
<a href="https://elintransigente.com/tecno/2019/07/05/por-que-convocan-a-una-huelga-de-redes-sociales/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-07-05T13:06:02-03:00">julio 5, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-07-05T13:06:03-03:00">julio 5, 2019</time></a>

Nadie puede parar el crecimiento impactante de las redes sociales en todo el mundo. Sin embargo, hay quienes quieren hacer algo ante este escenario. Hablamos del filósofo Larry Sanger, cofundador de Wikipedia, quien hizo un llamado a una huelga en el uso de las redes sociales durante la jornada de ayer en el marco del Día de la Independencia de los Estados Unidos, lo que él llamó “Declaración de Independencia Digital”.

Según el filósofo, el objetivo de la huelga que inicialmente podía ser de 24 y hasta 48 horas, fue demostrar a las redes sociales que los usuarios necesitan mayor control sobre el uso de sus datos personales. Según cita el portal especializado iProup, Sanger escribió en si sitio web: “Instamos a la comunidad global de desarrolladores a perfeccionar un nuevo sistema de redes sociales descentralizadas. Vamos a hacer mucho ruido. Nadie podrá ignorar lo que está sucediendo”.

Luego, continuó: “Vamos a flexionar nuestros músculos colectivos y exigir que las corporaciones gigantes y manipuladoras nos devuelvan el control sobre nuestros datos, privacidad y experiencia del usuario”, remarcó el cofundador de Wikipedia, para quien su objetivo es que “los usuarios tengan más poder sobre la información. Por ejemplo, que los mensajes sean totalmente privados si el usuario lo desee, o que las redes tengan estándares y protocolos universales, y que funcionen como una verdadera red sin competir entre ellas”.

La protesta del estadounidense era que ayer y hoy los usuarios no utilicen las redes sociales ambos o al menos uno de los días, pero paradójicamente, en caso de tener que utilizarlas para compartir la huelga, hacerlo bajo el hashtag #SocialMediaStrike. Inicialmente hubo un creciente interés que luego no prosperó, más aún teniendo en cuenta que ayer fue el Día de la Independencia de la mayor potencia mundial.

Más allá de esto, es el mismo público que desde hace tiempo cuestiona más duramente a las redes sociales, más aún luego del escándalo como el de Facebook con la consultora Cambridge Analytica, que utilizó información de casi 90 millones de usuarios para influir en las elecciones de Estados Unidos, o en 2016 para interceder en el referendo para la salida del Reino Unido de la Unión Europea. ¿Qué acusan a la red social de Mark Zuckerberg? No haber trabajado lo suficiente para eliminar las noticias falsas.

Lo mismo pasó con WhatsApp -propiedad de Facebook- que se vio obligada a tomar medidas luego de que la viralización de cadenas con noticias falsas causaran linchamientos en India, México o Colombia. Incluso, fue Twitter también la que se opuso a eliminar posteos de su red denunciados como acciones de incitación al odio y a la violencia. Salvo Instagram, en menor medida, el resto de las plataformas están en la mira.

Estadísticamente, Facebook no para de crecer en toda su unidad de negocio, pero perdió usuarios ante la aparición de Instagram, su “hermana”, que logró aglutinar a usuarios más jóvenes respecto de su antecesora, que se ubicó en un perfil de edad más avanzado. Sin embargo, el mundo tiene cada vez más teléfonos inteligentes que a su vez contienen redes sociales vistas y utilizadas varias veces al día. Detener esto parece imposible, y que empeore, no tanto.