Quichè de brócoli, súper fácil y en minutos

Probá esta receta deliciosa de Andrea Amatte que va a hacer que ames a esta verdura tan polémica
<a href="https://elintransigente.com/vida-estilo/2019/09/12/quiche-de-brocoli-super-facil-y-en-minutos/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-09-12T14:47:44-03:00">septiembre 12, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-09-12T14:47:45-03:00">septiembre 12, 2019</time></a>

Reconozcámoslo. El brócoli no es una verdura fácil. O la odiás o la amás. Para los que gustan de ella, comerla en cualquiera de sus formas es un placer. Incluso hoy desde las primeras comidas se incentiva a los padres a que la incorporen. Pero para los que no tuvieron esa suerte, no siempre es fácil. Por eso, con esta receta que vas a hacer muy rápido de Andrea Amatte, se les va a hacer agua la boca hasta a los más reticentes. Toma nota y mirá este video:

Para la masa, vamos a usar unos 100 gramos de manteca, que también podría ser de margarina, una yema de huevo, que si es de campo, mejor, 200 gramos de harina de trigo 0000, una pizca de sal y de pimienta y 50 mililitros de agua tibia. Mezclamos todos los ingredientes hasta formar una masa suave, que no se pegue en las manos. La llevamos a la heladera hasta hacer el relleno.

Para el relleno, necesitamos una cebolla, 350 gramos de brócoli crudo, dos dientes de ajo picados chiquito, especias a gusto y, como siempre, un poco de sal y de pimienta, a gusto. Además, aceite de oliva, que tan rico es y tantas buenas propiedades tiene.

Lo primero que vamos hacer es dorar la cebolla en aceite de oliva con el ajo. Cuando está cocido, vamos a incorporar el brócoli crudo. Después salpimentamos todo y aquí podemos agregar las especias que más nos gustan. Lo dejamos cocinar hasta que el brócoli se ablande. Lo colamos.

Para el ligue, vamos a conseguir tres huevos, 200 mililitros de crema de leche, queso rallado a gusto (cualquier queso, no solo parmesano). Mezclamos muy bien todos los ingredientes y reservamos. Sacamos la masa del heladera y espolvoreamos la mesada con harina. Estiramos y forramos un mole de 18 centímentros.

Vamos a tapar con aluminio y poner algún peso, como garbanzos crudos o porotos, para que al hornearlo no se levante la masa. La llevamos a horno por unos minutos, hasta que se cocine un poquito. Incorporamos el relleno acomodando muy bien por todos los sectores y agregamos el ligue por arriba. Yo agrego queso de cualquier variedad arriba. Hornear a 200° por 20 minutos, dependiendo del horno y de tu  gusto. Si te gusta más babe o más firme. Listo, a disfrutar