Rafael Nadal valoró el título que ganó en Montreal

Fuente: ATP World Tour.

El zurdo se impuso en el Masters 1000 canadiense tras vencer a Danil Medvédev en la final.
<a href="https://elintransigente.com/deportes/2019/08/13/rafael-nadal-valoro-el-titulo-que-gano-en-montreal/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-08-13T07:37:45-03:00">agosto 13, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-08-13T07:37:46-03:00">agosto 13, 2019</time></a>

Horas atrás, Rafael Nadal se consagró campeón del ATP Masters 1000 de Montreal. En la final del evento, el español derrotó a Daniil Medvédev, mediante un contundente 6-3 y 6-0. Tras finalizar el cotejo, el manacorí dialogó con la prensa y valoró su actuación en el certamen canadiense. Además, el zurdo reconoció públicamente que no participará del Abierto de Cincinnati.

En primera instancia, el número dos del ranking ATP analizó el duelo contra Medvédev. “El primer juego ha sido duro, fue un gran juego por su parte. Tuvimos algunos puntos muy largos, personalmente, para mí fue muy importante empezar el partido con buen pie. Él era peligroso, llegaba a este partido jugando muy bien y jugando muchos partidos en las últimas semanas. Todo lo contrario que yo, que solo jugué tres partidos antes de jugar éste. Creo que yo también hice un gran primer juego, pese a los puntos de break en contra que pude salvar. Después de esto me vi jugando muy sólido, mi mejor partido de la semana sin lugar a dudas”, comentó.

Sin escatimar en sus declaraciones, Rafa sumó: “Hice muchas cosas bien: cambié direcciones, cambié el ritmo durante los puntos, el slice me funcionó muy bien durante todo el encuentro, jugué algunas bolas altas, luego también puse algunas en la línea. Creo que jugué de forma inteligente gracias a que tuve una buena sensación con la pelota. Si no, es imposible”.

Pese a que el resultado fue contundente, el español dejó en claro que no fue un triunfo sencillo. “En el deporte nunca puede tener todo bajo control, las cosas cambian muy rápido. Cuando juegas contra cada jugador del circuito, cuando juegas torneos como los Masters 1000, cada partido es complicado. Todos tienen potencial para causarte problemas, todos son peligrosos. Incluso si estás ganando, como por ejemplo hoy cuando iba 6-3 y 4-0, yo sé que tengo una ventaja, pero sé que no puedo estar completamente tranquilo, o estar seguro de que vaya a ganar el partido. Probablemente esa sea la razón por la que logré tantas cosas en mi carrera, porque nunca tengo demasiada confianza. Respeto siempre cada situación, cada oponente, siempre pongo el 100% de mi atención”, sostuvo.

Posteriormente, Nadal habló sobre su ausencia en el Masters 1000 de Cincinnati. “Ya no juego tanto, no estoy jugando muchos torneos. Solo trato de jugar cuando me siento saludable, cuando quiero jugar. Honestamente, tengo que saltarme algunas semanas porque, como dije antes, he tenido más lesiones de las que me gustaría. Esa ha sido mi principal problema. Cuanto te sientes herido tienes que recuperarte, debes cuidar cada movimiento, eso te lleva unos días. Mentalmente, es frustrante. Ahora estoy intentando evitar ciertas cosas. Cuando estás jugando bien y estás ganando partidos, siempre tienes una mayor posibilidad de confeccionar tu calendario”, confesó.

“No es que las temporadas sean muy largas, lo que es largo son los torneos obligatorios. Que la temporada sea larga es bueno, porque genera más puestos de trabajo y hay más jugadores disputando torneos. Un deporte no solo es grande cuando los mejores ganan mucho dinero, sino cuando tiene mucha gente viviendo de ese deporte. Mi sensación es que podríamos tener más torneos, ese no es el problema”, agregó después, profundizando acerca del circuito ATP.

Sin embargo, el manacorí considera que el aspecto que más desgasta al jugador tiene que ver con las exigencias de cada competencia. “El problema es que los torneos obligatorios no acaban hasta noviembre. En esos torneos tienes que enfrentarte a los mejores del mundo, la gente siempre critica nuestras exhibiciones, vale, pero es un mundo diferente. No es lo mismo jugar una exhibición que jugar un torneo oficial contra los mejores del mundo. La cuestión es que los torneos obligatorios duran hasta noviembre, si pudiéramos cambiar esto, no digo quitarlos, sino ponerlos antes, creo que sería mejor para todos”, cerró.