Luis Zubeldía recordó su retiro del fútbol profesional

Fuente: Twitter Alavés.

El entrenador de Lanús tuvo que abandonar la disciplina a la corta edad de veintitrés años.
<a href="https://elintransigente.com/deportes/2019/09/09/luis-zubeldia-recordo-su-retiro-del-futbol-profesional/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-09-09T09:03:48-03:00">septiembre 9, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-09-09T09:03:50-03:00">septiembre 9, 2019</time></a>

A pesar de que en la actualidad goza de un inmejorable presente como entrenador de Lanús, Luis Zubeldía tuvo una carrera fugaz como jugador de fútbol. Es que el Príncipe tuvo que retirarse de la actividad profesional cuando solo tenía veintitrés años de edad, como consecuencia de una osteocondritis disecante que padecía en una de sus rodillas. En diálogo con Enganche Suplementario, el timonel reveló detalles de su pasado.

“No me deprimí en mi retiro. Cuando me lesioné vivía con mi hermano Gustavo, preparador físico y él siempre decía que estudie mientras estaba en la recuperación, que leer diez hojas era mejor que no leer ninguna. Empecé periodismo deportivo y estaba con chicos de mi edad que además tenían trabajos de varias horas. Todo eso me ayudó mucho para no bajonearme. Nunca me cuestioné que podría haber tenido un departamento lujoso o un auto espectacular”, dijo el protagonista ni bien tomó el micrófono.

Después, el director técnico de 38 años reconoció que la clave para no caer en pensamientos tristes fue mantenerse ocupado. “Cuando ya supe que no jugaría más, me dolía muchísimo pensar en haber podido jugar mucho tiempo en Lanús, en la selección mayor, en el fútbol inglés. Canalicé eso en tener las horas ocupadas, en comenzar con el curso de técnico, aprender programas de computación con mi hermano y también hacía terapia con Marcelo Roffé. En esa etapa descubrí que podía ser un buen docente”, manifestó.

Asimismo, Luis hizo hincapié en que, al retirarse del fútbol, recibió mucho apoyo. “Tuve una contención. Saber elegir con quién estar y tener una buena base familiar para darte cuenta quién tiene que ser tu entorno es clave. Tengo la virtud de saber con quién rodearme. Por lo que me inculcaron mis padres pude seguir ese camino sin pasar por situaciones complejas”, destacó.

Posteriormente, el oriundo de Santa Rosa fue crítico al respecto de cómo llega la fama al mundo del fútbol. “Pasa todo muy rápido en una sociedad en la que enseguida sos exitoso o fracasado. Eso, más la accesibilidad pronta a ciertas comodidades, puede hacer que la cabeza de vueltas. Todos los deportes tienen su burbuja, el tenis tiene una, el fútbol otra y así. El deportista profesional tiene una forma de ser que se orienta a su disciplina. Te crías en un microclima, distinto al de la mayoría de la gente”, detalló.

Por otro lado, Zubeldía se mostró ilusionado en dirigir hasta los setenta años: “Hay modas y los dirigentes las toman. Hoy se imponen los entrenadores jóvenes, algo que para mí ahora es favorable. Pero José Pekerman y el Maestro Tabarez son hombres de referencia y Miguel Russo está vigente, solo por nombrar a dos. En una camada más intermedia, Gorosito y Madelón son excelentes entrenadores. Esta no es una carrera de jóvenes, no tiene edad; no se puede descartar a nadie”.

Sin embargo, el timonel dejó entrever que también le gustaría estar del otro lado del mostrador. “Me gustaría ser director deportivo, secretario técnico o coordinador. Hoy no me veo en esas posiciones, pero si dudas me gustaría. Trato de tener una visión amplia y el desafío de ampliar la gestión. Pero hay que saber encontrar los momentos”, confesó.