Gustavo Alfaro analizó la derrota de Boca Juniors ante River Plate

Fuente: Twitter Boca Juniors.

El entrenador del Xeneize se refirió a lo que sucedió en el campo de juego del Estadio Monumental.
<a href="https://elintransigente.com/deportes/2019/10/02/gustavo-alfaro-analizo-la-derrota-de-boca-juniors-ante-river-plate/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-10-02T08:08:36-03:00">octubre 2, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-10-02T08:08:37-03:00">octubre 2, 2019</time></a>

En la jornada de ayer, en uno de los partidos correspondientes a las semifinales de la Copa Libertadores de América 2019River Plate le ganó a Boca Juniors por 2 a 0 en el Estadio MonumentalRafael Santos Borré (de penal) e Ignacio Fernández fueron los encargados de darle el triunfo al Millonario, que se quedó con el primer capítulo de la llave. Además, Nicolás Capaldo fue expulsado por un planchazo.

Ni bien el árbitro Raphael Claus sentenció el final del cotejo, Gustavo Alfaro, entrenador del Xeneize, habló en conferencia de prensa y analizó lo que sucedió en el terreno de juego. “Para nada está la llave cerrada. Nos queda una vida y tenemos fe en darlo vuelta. Vamos a dejar la piel para tratar de revertirlo”, dijo el protagonista ni bien tomó el micrófono.

Después, el Lechuga profundizó sobre lo táctico y estratégico que se vio en el compromiso. “Los detalles hacen al partido, como el giro de Wanchope en la jugada de Capaldo. Es un detalle que nos fue a favor y no pudimos cristalizarlo, ves cómo retrocede River y te das cuenta hacia dónde cierran los espacios, la pelota tenía que ir hacia ese lugar y ahí fue. No terminó en gol, son detalles de virtudes, de desconcentraciones. Estas series se definen por los detalles. Más que futbolístico, es mental”, aseguró.

Además, el ex Huracán de Parque Patricios aclaró: “El penal no me cambia la planificación. No te la cambia. Te cambia los estados de ánimo. La necesidad que tenés la ves satisfecha demasiado rápido. Tranquiliza a uno e intranquiliza al otro. Pero la planificación no la cambió: yo le había pedido a los jugadores que presionáramos más algo”.

Además, el técnico hizo hincapié en que Boca Juniors pudo recortar distancias en el complemento. “En el segundo tiempo lo que veía es si podíamos tener la pelota en la mitad de la cancha, veía que cuando rompíamos la primera presión de River que es muy vertical, nos encontrábamos con espacios como avanzar y llegar, por eso la idea de poner a Carlos sobre la espalda de Enzo Pérez en esa posición. Nos costaba”, sostuvo.

Así fue cómo Gustavo explicó los cambios que realizó en la segunda etapa. “Había que tratar de salir con la pelota más jugada, no tenía más que veinte minutos a Salvio, le pregunté en el entretiempo si estaba para treinta minutos y me dijo que para veinte, entonces eso también te condiciona por la intención de jugadores que querés poner. Por eso terminamos con Mauro, Carlos y Salvio con Wanchope de punta orientada hacia eso”, comentó.

Por otro lado, Alfaro se mostró ilusionado con revertir el resultado de la serie pese al 2 a 0 en contra. “Lamentablemente la jugada del segundo gol, sabíamos nos exponíamos a contragolpes, a ese tipo de jugadas. Nos tocó perder este partido 2-0 pero para nada consideramos que la llave está cerrada. Nos quedan noventa minutos, tenemos una vida, sabemos que River es un muy bien equipo, nosotros confiamos en lo que somos nosotros y vamos a dejar la piel para tratar de dar vuelta la serie”, aseveró.

Para finalizar, el entrenador de 57 años declaró: “En lo anímico no vamos a tener que trabajar. estos muchachos están de pie y en la cancha de Boca vamos a dejar la vida. Tenemos fe en que lo vamos a dar vuelta. Tenemos que recuperar a Wanchope, a Salvio, a Zárate y tener a todos los jugadores bien. Y a dejar la piel para dar la vuelta la serie”.