El pibe de 39 va por más: Scola confirmó que estará en los JJ.OO. de Tokio 2020

El referente de la Generación Dorada confesó que su "plan original" era estar en la cita olímpica.
<a href="https://elintransigente.com/deportes/2019/10/10/el-pibe-de-39-va-por-mas-scola-confirmo-que-estara-en-los-jj-oo-de-tokio-2020/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-10-10T04:10:51-03:00">octubre 10, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-10-10T04:10:52-03:00">octubre 10, 2019</time></a>

A sus 39 años, Luis Scola, capitán de la Selección Argentina de básquetbol, finalmente confirmó este miércoles su participación en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020. A pesar de que su representante había asegurado hace unos días que iba a asistir, todavía faltaban los dichos del propio protagonista, quien no dudó en despejar cualquier tipo de especulaciones al respecto.

“La idea en los últimos tres o cuatro años era ver si podía llegar a Japón. Ese fue el plan siempre. Y para llegar había que clasificar y eso se hacía en el Mundial. No tenía un plan post Mundial si no clasificábamos. Si lo hacíamos, en cambio, tenía que buscar un buen lugar y así llegué a Milán”, resaltó en una entrevista radial con FM 95.1 tras obtener la medalla de plata en la Copa del Mundo de China.

“Mi objetivo es Japón, después veremos. Ese era el plan original. Hay un rumor que dice que voy a tener 40 años, yo estaba seguro de que no. A no ser que pase nada raro… Pero, ¿qué puede pasar? A la que habría que preguntarle es a mi mujer, a Pamela, si ella dice que sí voy a Tokio”, bromeó el actual ala pivot del Olimpia de Milano, quien alcanzará las cuatro décadas en abril del año que viene.

Asimismo, el último representante de la Generación Dorada que todavía continúa en actividad, negó haber tenido una preparación especial para el Mundial que consagró a España como campeón. “No vivía como Rocky”, afirmó al referirse a un video que se propagó en las redes sociales sobre su entrenamiento en el campo, en un tercio de cancha que él mismo mandó a construir en Castelli.

“No me la hice para el Mundial, la construí mucho antes de saber que iba a jugar este Mundial y que iba a estar jugando a esta edad. La uso todos los años para entrenar”, comentó el ex NBA. En cuanto a su futuro retiro, Scola reveló su preocupación: “Me cuesta mucho imaginarme de cualquier cosa que no sea jugador de básquet, algo que es un problema grande porque me quedan uno, dos o con toda la furia tres años más”.