El técnico que se postuló para dirigir a San Lorenzo

El Ciclón viene de golear a Argentinos Juniors.
<a href="https://elintransigente.com/deportes/2019/11/13/el-tecnico-que-se-postulo-para-dirigir-a-san-lorenzo/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-11-13T20:50:59-03:00">noviembre 13, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-11-13T20:51:00-03:00">noviembre 13, 2019</time></a>

San Lorenzo de Almagro volvió al triunfo ni más ni menos que ante Argentinos Juniors, puntero de la Superliga junto a Lanús y Boca. El Ciclón dejó atrás la crisis futbolística y goleó al Bicho en el Nuevo Gasómetro. El Santo volvió a ganar y se confirmó que Diego Monarriz seguirá dirigiendo de forma interina al conjunto de Boedo hasta diciembre.

Pese al triunfo, la dirigencia de San Lorenzo se encuentra buscando a un director técnico para ser oficializado a partir del año que viene. En las últimas horas, un entrenador que conoce bien los pasillos de la institución se postuló para ese cargo: se trata del Pampa Biaggio, quien dirigió hace poco tiempo a la institución de Boedo y cosechó un buen colchón de puntos.

“Jamás volví a hablar ni con (Marcelo) Tinelli ni con (Matías) Lammens. Los saludaría, siempre agradecido, pero cada uno va por su camino. Siempre uno sueña con volver, porque a uno le queda la espina clavada. Pero prefería que sea con más experiencia, y ojalá luego tener una segunda oportunidad”, expresó el Pampa, en diálogo con Salimos Jugando.

“El único que confió en mí cuando estaba como DT fue Bernardo Romeo. Tuve propuestas para trabajar, pero no es lo que uno espera. Parece que las cosas positivas que hice en San Lorenzo no me sirven de currículum, ja. Me fui triste de San Lorenzo, creo que no me lo merecía. Pasé un año y 4 meses solo. En el plantel que yo tenía me sacaron muchos jugadores, y a los dos o tres meses trajeron 20 refuerzos”, agregó el Pampa.

Por último, el Pampa hizo mención a la situación de Néstor Gorosito, quien estuvo a punto de ser contratado por el Ciclón pero se quedará finalmente en Tigre hasta diciembre: “No me gustó el manoseo de San Lorenzo con Pipo. No hablé con Pipo, traté de estar al margen. Él estaba trabajando en un club importante como Tigre, pero era una linda oportunidad para él también”, concluyó.