"¡El utilero viene con 60 camisetas!" La increíble anécdota de De Paul con Messi

Rodrigo de Paul estuvo en Podemos Hablar y contó una anécdota genial con Lionel Messi en la concentración de la selección argentina.

Rodrigo de Paul vive un momento particular. Su carrera deportiva pasa por un presente espectacular, siendo pretendido por los mejores equipos de Italia y como titular indiscutido en la selección argentina. Pero la pandemia del coronavirus lo encuentra en cuarentena en el país europeo. Desde allí, participó en Podemos Hablar y reveló una anécdota insólita con Lionel Messi.

“Con Leo cambié dos veces camiseta cuando jugaba en España Justo en esta convocatoria le iba a mandar para que me traiga una suya pero se suspendió. Existe la confianza para pedirle pero tampoco quiero molestarlo”, dijo De Paul sobre Messi en el programa que conduce Andy Kusnetzoff por Telefé.

El jugador de Udinese participó por videollamada, ya que se encuentra junto a su familia en la cuarentena en Italia, el país más afectado por la pandemia. Desde allí, describió su relación con Messi, compañero e ídolo a la vez. “Cuando estás al lado de él vivís momentos que no lo podés creer. Es muy difícil ser él y encima siempre tiene predisposición para hablar con la gente”.

El mediocampista contó una anécdota genial que revela lo que vive Messi al ser el mejor del mundo. En las concentraciones de la selección, se juntan en el cuarto de Messi y Agüero a jugar al truco y tomar mate. “Entonces viene el utilero con no menos de 60 camisetas para que firme Leo: del presidente del país donde estamos, del hijo del presidente. Hasta el piloto del avión lo despierta para que le firme”.

De Paul fue una de las sorpresas de Lionel Scaloni en sus convocatorias como técnico de la selección argentino, pero se ganó un puesto en el equipo titular a base de grandes rendimientos. Especialmente, durante la Copa América 2019. Además, su buen nivel en Udinese llamó la atención de los grandes de Italia y en la próxima temporada se mudaría a un equipo con altas pretensiones.

Compartir en: