Bundesliga: los nuevos festejos de los goles entre la distancia y los abrazos

Arrancó la Bundesliga y los jugadores tuvieron distintas actitudes para festejar los goles: distancia social, bailecitos, pero también abrazos y besos.

Este sábado, finalmente, volvió el fútbol del más alto nivel en el planeta. La Bundesliga es la primera de las grandes ligas europeas que reinicia su actividad en medio de la pandemia de coronavirus. Los primeros partidos de la fecha 26 en Alemania dejaron imágenes muy curiosas; escenas del nuevo fútbol en el marco de la crisis sanitaria global. Una de las postales más llamativas es la de los festejos de los goles con distancia social, aunque también con abrazos.

El primer gol de la Bundesliga en este reinicio no podía hacerlo otro que Erling Haaland. El temible goleador noruego, uno de los centrodelanteros con mayor proyección en el planeta, marcó el gol inicial de la goleada 4 a 0 de Borussia Dortmund sobre Schalke 04 en el clásico regional. Y de inmediato, Haaland impuso la tendencia de lo que serán los nuevos festejos de los goles en esta era del fútbol post coronavirus en el mundo: con distancia.

Acostumbrados a abrazarse y festejar entre sí, los jugadores del Dortmund celebraron a la distancia. Haaland hizo un bailecito individual mientras sonreía junto a sus compañeros. Y así fue en el resto de los gritos del equipo que marcha segundo en la Bundesliga. Solo algo de contacto con los codos, como marca el estilo para aminorar las chances de contagio por coronavirus. Esa modalidad se vio en muchos de los partidos de la Bundesliga hoy.

Además de los festejos individuales y los saludos con el brazo o los codos, otra modalidad de festejo que se vio mucho en la jornada fue la del contacto entre botines. Lo hicieron por caso los jugadores del Wolfsburgo, que derrotó 2 a 1 a Augsburgo en uno de los partidos que dio inicio a la fecha en la Bundesliga. Y esa forma también la adoptaron los árbitros de los encuentros para así evitar el contacto directo. Pero no todos fueron tan correctos.

A algunos equipos les costó más adaptarse a la nueva realidad. Los jugadores del Hertha Berlín, por ejemplo, se olvidaron de la pandemia y celebraron sin problemas los tres goles del triunfo contra el Hoffenheim. Entre abrazos y risas, como siempre, llamaron la atención de muchos espectadores que lo hicieron notar en las redes sociales. Está claro que evitar el contacto en el fútbol es imposible, pero algunos jugadores tratan de hacerlo y lo evidenciaron en los festejos de los goles.

Compartir en: