Lo quiso comprar Boca, Carlos Bianchi no lo dejó y tuvo que retirarse del fútbol a los 30 años

Una de las figuras del Vélez de Bianchi campeón de la Copa Intercontinental tuvo una oferta millonaria de Boca, pero el Virrey se negó.

A veces, el destino le juega una mala pasada a los jugadores de fútbol. Una decisión puede hacer que todo sea maravilloso y la vida deportiva les sonría o todo lo contrario. Suele pasar que los futbolistas quieran aceptar ofertas importantes porque no saben qué les deparará el futuro. La carrera del jugador puede terminarse muy rápido. Y bien lo sabe el Turco Asad, que pasó de ser figura en el Vélez campeón del mundo a jugador retirado en poco tiempo. Y en el medio, reveló, tuvo la chance de jugar en Boca.

El Turco Asad y el título contra el Milan

Omar Asad debutó en la primera de Vélez en 1992 y rápidamente se convirtió en una pieza fundamental en el ataque del exitoso Vélez de Carlos Bianchi, que ganó seis títulos en la década del 90. Entre ellos, la Copa Libertadores y la Copa Intercontinental en 1994. Asad entró en la historia al marcarle un golazo al Milan en la final del mundo y fue elegido la figura del partido. Por eso lo fue a buscar Boca con millones de dólares. Pero Bianchi se opuso.

Pase frustrado a Boca

“Vélez y Boca llegaron a un acuerdo por 2,5 millones de dólares por la mitad del pase”, contó Asad en diálogo con Un Buen Momento, por Radio La Red. Después de ser campeón de todo en Liniers, el Turco Asad tenía la chance de jugar en Boca. Pero no ocurrió. “El que no quiso fue Carlos Bianchi“, explicó Asad. “Él quería que los jugadores de Vélez fueran vendidos al exterior y no potenciar los posibles rivales del torneo y la competencia nacional, que en este caso era Boca“.

A fines de 1995, menos de un año después de tocar el cielo con las manos, Asad se rompió los ligamentos cruzados y nunca más volvería a ser el mismo. Después de mucho batallar, jugó su último partido en 2000 y un año después, con apenas 30 años de vida, anunció su retiro del fútbol. En total, jugó 145 partidos con la camiseta de Vélez y marcó 31 goles. Ganó nueve títulos con el Fortín, pero tuvo la gran chance de jugar en Boca y no pudo.

A la distancia, Asad recordó divertido aquella anécdota con un pedido para Bianchi en tono cómplice para arreglar lo que se perdió de ganar con el pase frustrado a Boca. “Con un dormitorio dentro de la casa de él ya está”, dijo riendo. Después de su retiro como jugador, el Turco Asad se convirtió en entrenador y dirigió a Godoy Cruz, Emelec de Ecuador, San Lorenzo, Atlas de México, Estudiantes de San Luis y su última experiencia fue en San José de Bolivia.

Compartir en: