Repudio contra Sebastián Villa en las inmediaciones de Boca

Una bandera apareció en el club a causa de la denuncia por violencia de género que implica al colombiano.

Sebastián Villa fue denunciado por su pareja, Daniela Cortés, por violencia de género. En primer lugar, la joven colombiana de 23 años compartió una publicación en redes sociales con imágenes de golpes y un video del delantero amenazándola. A través de las redes sociales, luego de que el caso cobre notoriedad pública, recibió muestras de apoyo y algunos hinchas pidieron por la rescisión de contrato para el jugador. Por el momento, Boca no tomó medidas bruscas.

Luego, cuando los medios comenzaron a hacerse eco de la situación, realizó la denuncia penal junto a su abogado, Fernando Burlando. El jugador cafetero respondió con un video en redes sociales y también con una denuncia donde explica que su pareja lo extorsionó y agredió durante este último tiempo. Además, agregó que le exigía hasta 100 mil dólares. “Cuando ella toma la decisión de denunciar, aparecen las denuncias por extorsión, por robo, por cualquier cosa. Es lamentable, me genera repugnancia”, expresó el famoso abogado en los últimos días.

El repudio social recibido por el colombiano fue aumentando con el paso de las horas y los días. Además de los mensajes a través de redes sociales, los pedidos para terminar su contrato y demás, también apareció una bandera en las instalaciones del club de la Ribera. El mensaje es más que claro: “¡Jugadores violentos en Boca no!”. ¿Las autoras? El movimiento feminista de Boca. Recordemos que, al mismo tiempo, Jorge Amor Ameal y compañía dispuso una Secretaría de Género y se mostró a favor de la participación de la mujer dentro del club durante la campaña.

Boca espera por la decisión de la Justicia

Boca ya está en contacto con los abogados y representantes del jugador para profundizar sobre el episodio y tomar las medidas que correspondan. El club se pone a disposición del a justicia y mantiene el compromiso en materia de Derechos Humanos y cuestiones de género”, expresó la institución de la Ribera a través del único comunicado oficial que se conoció tras la denuncia. Además remarcaron los valores de igualdad y respeto. Pero, por ahora, la decisión es no actuar sin conocer la definición judicial.

La víctima, ex pareja de Villa, fue atendida y revisada por psicólogos antes de formular la declaración. La idea de Burlando es clara: pedir por la detención del futbolista. “Ya estamos tan acostumbrados a que obstaculicen a la Justicia que debemos tomar todo tipo de recaudos”, acusó duramente el abogado defensor. Al mismo tiempo hizo el pedido oficial de que no abandone el país con la causa ya avanzada. La denuncia quedó radicada en manos de la UFI N° 3 de Esteban Echeverría. Resta esperar.

El mensaje completo de “Feminismo Xeneize”:

“Desde Feminismo Xeneize estamos muy afectadas por la situación con respecto al descargo en las redes de Daniela Cortés hacia Sebastián Villa jugador del plantel de primera división. Pero con el horizonte claro: que se termine la violencia machista y su impunidad, que nunca más una mujer esté sola.

Desde anoche, estuvimos armando redes entre bosteras para poder contactarnos, focalizándonos en acompañar a Daniela. Nos comunicamos con las comisarías cercanas a la zona en dónde se encuentra para saber si había realizado la denuncia, dejar un número de teléfono para que se contacte y estar a disposición para poder acompañarla. Más que nunca estamos convencidas que la organización feminista es el verdadero camino para la transformación y que las instituciones deportivas todavía muestran dificultades para estar a la altura de las circunstancias.

Sostenemos que un área de género no puede actuar sin un protocolo de violencia aprobado por el club. Llamamos a la voluntad política de quienes conducen los destinos de Boca para que el área de género tenga una real incidencia en la toma de decisiones y sea transversal a todos los espacios del club.

Esta no es la identidad que construimos. No queremos que nuestra institución apañe actos violentos Ni antes, ni ahora, ni nunca”.

Compartir en: