"Enzo Francescoli estuvo a punto de jugar en Boca"

El histórico jugador de River podría haber vestido la camiseta azul y oro.

Sería extraño, después de cómo se dio la historia, ver a Enzo Francescoli vestido de azul y amarillo. Llegó al “Millonario” en 1983, disputó 236 partidos y marcó 137 goles dejando su nombre grabado en la historia grande de la institución de Núñez. Además, el exjugador ganó cuatro torneos locales y dos internacionales entre los que aparecen la Copa Libertadores de 1996 y la Supercopa de 1997.

Más allá de todos los títulos y logros en River, se conoció una historia de fondo que lo une a Boca. En diálogo con “El Show de Boca”, por Radio Rivadavia, Ariel Krasouski contó: “Francescoli estuvo a punto de jugar en Boca en 1982, mi representante fue quien lo trajo. Enzo quería jugar en Argentina pero finalmente no hubo acuerdo en el club”. Y agregó: “Al otro día, me dijeron que mi compatriota iba a ser jugador de River, yo no lo podía creer”.

Su tiempo en Boca: el recuerdo del uruguayo Krasouski

El exvolante arribó al club de la Ribera a principios de 1981. Su debut oficial fue el 22 de marzo, ante Unión de Santa Fe, por el Torneo Metropolitano. Disputó un total de 162 partidos oficiales, convirtió 19 goles y ganó aquel título junto a Diego Armando Maradona. “Me acuerdo que cuando empezó a jugar con nosotros no le pasábamos la pelota en los partidos, por falta de conocimiento. Después nos dimos cuenta que si se la dábamos, hacia lo que quería, era un fenómeno”, recordó.

A su vez, Krasouski habló de sus primeros pasos como jugador de la institución: “Llegué a Boca siendo muy joven y me integré lo más bien desde el primer día. Fui titular en el equipo gracias al respaldo de mis compañeros que siempre me brindaron apoyo”. Y agregó: “Hoy me siento orgulloso de todos los partidos que jugué. En aquella época el 5 no pasaba la mitad de cancha pero yo metí muchos goles, es uno de los lindos recuerdos que me quedaron del club”.

A su vez recordó y lamentó las salidas de Ricardo Gareca y Oscar Ruggeri para formar parte del clásico rival: “Fue durísimo, eran grandes compañeros y estaban muy identificados con el club”. A su vez, luego de que el “Tigre” fuera relacionado con la dirección técnica en varias oportunidades, sentenció: “Como hincha me encantaría que Gareca dirija a Boca algún día. Ha demostrado que tiene mucha capacidad y se merece una oportunidad”.

Compartir en: